El Ministerio del Interior aguarda la inminente jubilación del número dos de la Policía Nacional, el comisario principal Florentino Villabona, para nombrar a la cúpula de este Cuerpo. Será cuatro meses después de la remodelación integral de la estructura orgánica impulsada por Juan Ignacio Zoido, que optó por eliminar el mando único -tanto en la Policía como en la Guardia Civil- implantado en la etapa de Alfredo Pérez Rubalcaba para apostar por un modelo más horizontal.

Villabona, al que Zoido nombró a finales de enero Director Adjunto Operativo (DAO) con la misión de llevar a cabo la operación limpieza tras la polémica etapa de Jorge Fernández Díaz, se retirará el próximo 23 de noviembre al cumplir los 65 años e Interior no podrá ya aplazar más los nombramientos de los mandos que ocuparán las cuatro jefaturas centrales en la Policía Nacional, como prevé el nuevo organigrama aprobado por el Consejo de Ministros el pasado 28 de julio. Este nuevo modelo fue recibido con críticas tanto por los sindicatos policiales como por las organizaciones profesionales de la Guardia Civil.

Según la nueva estructura, la Policía Nacional contará con las jefaturas centrales de Seguridad Ciudadana y Coordinación; Información, Investigación y Ciberdelincuencia; Recursos Humanos y Formación, y Logística e Innovación, que dependen directamente del director general de la Policía (Germán López Iglesias). Este organigrama difiere sustancialmente del que estaba vigente hasta entonces, basado en una Dirección Adjunta Operativa bajo la que se encontraban tres subdirecciones generales (Recursos Humanos, Logística y Gabinete Técnico).

Florentino Villabona se jubila el 23 de noviembre, diez meses después de que Zoido lo aupara al máximo puesto operativo de la Policía Nacional

Fuentes de Interior han confirmado a El Independiente que la convocatoria para la cobertura de las plazas saldrá “en breve”, después de que la Comisión Interministerial de Retribuciones (CECIR) -el órgano colegiado encargado de coordinar las actuaciones en materia de relaciones de puestos de trabajo y remuneraciones del personal de la Administración del Estado- haya ya dado el visto bueno a los gastos que comportará la nueva estructura orgánica.

Con todo, no hay ya margen de tiempo para que la convocatoria pública -mediante el procedimiento de libre designación- esté resuelta antes de que Villabona se jubile dentro de menos de dos semanas. Por lo general, se concede un plazo de 15 días hábiles -a contar desde la publicación del concurso en la orden general de la Policía- para que los candidatos que reúnan los requisitos puedan presentar sus solicitudes, antes de que el director general de la Policía resuelva.

La incógnita que ello plantea es quién asumirá a partir del día 23 las funciones que tras la desaparición de la DAO venía ejerciendo Florentino Villabona -Seguridad Ciudadana y Coordinación, e Información, Investigación y Ciberdelincuencia- hasta que se nombren a los responsables de esas jefaturas centrales. El último DAO  ha tenido un papel destacado en el diseño de la Operación Copérnico, el despliegue desarrollado por el Ministerio del Interior en Cataluña ante el desafío secesionista.

Interior asegura que “en breve” abrirá concurso para cubrir las cuatro jefaturas centrales que integran el organigrama operativo de la Policía aprobado en julio

En el caso de la Guardia Civil, en la misma edición del Boletín Oficial del Estado (BOE) en que se publicó el cese del teniente general Pablo Martín Alonso como DAO se consignó el nombramiento como Jefe del Mando de Operaciones Territoriales del teniente general Laurentino Ceña, de la máxima confianza del ministro del Interior. Ceña fue general jefe en Andalucía en la etapa en la que Juan Ignacio Zoido fue alcalde de Sevilla (2011-2015).

Por su parte, el teniente general de la Guardia Civil Fernando Santafé Soler fue nombrado el pasado 14 de septiembre Mando de Información, Investigación y Ciberdelincuencia, responsabilidad que asumía tras haber estado al frente durante los últimos cinco años de la VI Zona de la Guardia Civil (Comunidad Valenciana).

También había sido nombrado ya como jefe del mando de Personal y Formación el teniente general José Luis Ulla Rega, pero éste pasó a retiro el pasado 7 de septiembre al alcanzar la edad. El nuevo organigrama de la Guardia Civil se completa con el mando del Personal y Formación, capitaneado por el teniente general Pedro Vázquez Jarava.

“Nuevas respuestas”

Interior justificó la necesidad de acometer estos cambios para ofrecer las “nuevas respuestas” que exigen los grandes retos actuales en materia de seguridad. Las prioridades son la lucha contra la amenaza yihadista, lo que llevó al Gobierno en junio de 2015 a activar el nivel 4 de alerta, y la persecución de las organizaciones de delincuencia común y organizada que utilizan el ciberespacio para delinquir.

“Las modificaciones introducidas afrontarán con mayor eficacia, y empleando la innovación como elemento fundamental de fortalecimiento de la seguridad, la criminalidad dentro de un modelo de seguridad en cuyo núcleo se encuentra la seguridad de las personas”, garantizó.