Política 'CASO MÁSTER'

La UCO ve imposible localizar el ordenador en el que se cambiaron las notas a Cifuentes

La Guardia Civil descarta suplantaciones de identidad de profesores titulares para alterar las calificaciones del máster bajo sospecha

Cristina Cifuentes, en un acto del Partido Popular.

Cristina Cifuentes, en un acto del Partido Popular. EP

La Guardia Civil considera «imposible» identificar el ordenador con el que un profesor de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) introduce las calificaciones de sus alumnos en el sistema informático, por lo que la instrucción judicial abierta a raíz de las presuntas irregularidades en el máster cursado por Cristina Cifuentes no podrá determinar el equipo en el que se modificaron las dos calificaciones que inicialmente le constaban como ‘No presentada’ a la ex presidenta de la Comunidad de Madrid a fin de depurar eventuales responsabilidades penales.

Ésta es una de las conclusiones a la que llegan los agentes de la Unidad de Delitos Telemáticos -dependiente de la Unidad Central Operativa (UCO)- en un informe remitido a la juez que investiga el caso Máster, en el que también descartan que se hayan podido suplantar las identidades de los docentes titulares del máster para acceder al sistema informático y poder introducir así de forma irregular las calificaciones obtenidas por alumnos.

La titular del Juzgado de Instrucción 51 de Madrid, Carmen Rodríguez-Medel, avanza en la instrucción iniciada tras las irregularidades en torno a la gestión del Instituto de Derecho Público, organismo dependiente de la URJC que dirigió el catedrático de Derecho Constitucional Enrique Álvarez Conde desde su constitución hasta que estalló el escándalo la pasada primavera. Álvarez Conde está citado a declarar el próximo lunes por tercera vez por la juez.

En sendos oficios enviados el pasado mes de mayo, el juzgado encargó a especialistas de la UCO que averiguaran la identidad de los usuarios que calificaron y modificaron las calificaciones de los estudiantes matriculados en el Máster en Derecho Público del Estado Autonómico en el curso 2011/2012 -la promoción de Cifuentes-, las fechas y el nombre del administrador del programa que dio de alta y de baja a la funcionaria (Amalia Calonge, ya imputada en la causa) que cambió las dos notas de la ex dirigente del PP, entre otros extremos.

Tras estudiar el sistema de gestión informática de la URJC y conocer las explicaciones de responsables de esta universidad pública madrileña, los agentes concluyen en su informe -fechado el pasado 31 de agosto y al que ha tenido acceso El Independiente- que no es posible determinar la «localización o ubicación» del terminal informático en el que se graba una determinada calificación.

La Guardia Civil descarta que se haya suplantado la identidad de profesores titulares del máster para alterar las calificaciones

«Una vez estudiado el sistema de gestión informática de la URJC junto con el personal arriba mencionado, durante el cual se tuvo acceso directo a las distintas bases de datos y explicación del contenido de las mismas, extrayéndose la información que de interés para la causa se acompaña, se concluye que, respecto a la cuestión planteada sobre la posibilidad de identificar el terminal informático utilizado por un usuario que registró o grabó información en el sistema, es imposible su localización o ubicación dada la información registrada por el sistema», expone la UCO.

No es la única conclusión relevante a la que llegan los especialistas de la Guardia Civil tras conocer el funcionamiento del sistema informático de la Rey Juan Carlos. También descartan la posibilidad de que personas ajenas puedan utilizar las credenciales de acceso de un docente para suplantar la identidad del mismo.

Para grabar las calificaciones tanto en los periodos ordinarios como extraordinarios de la evaluación de la asignatura, el profesor titular dispone de una aplicación web que le presenta con el nombre de usuario ‘ACTASWEB’ y sólo cuando acaba el periodo de calificación y cierra el acta de la asignatura correspondiente pierde el control sobre las modificaciones que se puedan aplicar en dicha materia. «Esto quiere decir que sólo el profesor de la asignatura es quien graba la calificación correspondiente, siendo improbable que otra persona hubiera suplantado al profesor titular utilizando sus credenciales de acceso», añade.

El rastro del escándalo

Según revela la documentación que consta en las actuaciones, el usuario ‘ACALONGE’ (Amalia Calonge) cambió a las 17.49 y 17.50 horas del 23 de octubre de 2014 las calificaciones de las asignaturas La financiación de las comunidades autónomas y las entidades locales y el Trabajo Fin de Máster (TFM) de Cristina Cifuentes, que pasó de ‘No presentada’ a exhibir sendos notables (7.5).

Según las averiguaciones realizadas por la Guardia Civil, esta funcionaria fue uno de los cinco usuarios que modificó calificaciones de los alumnos del citado máster del curso 2011/2012. Calonge fue también la persona que, en abril de 2016, modificó la nota del TFM a otro de los compañeros de promoción de Cifuentes imputados en la causa ante los indicios de que le ‘regalaron’ el curso de posgrado.

Te puede interesar

Comentar ()