La portavoz de JxCat en el Congreso de los Diputados, Laura Borràs, ha asegurado que el presidente de la Generalitar, Quim Torra, llamará al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, cuando sea investido presidente y «deje de estar en funciones» para pedirle que se reúnan y hablar sobre la mesa de negociación entre ambos gobiernos.

En una entrevista en La Sexta, recogida por Europa Press, Borràs ha explicado que hasta ahora Sánchez se ha excusado ante Torra para no acordar las bases de la mesa de negociación porque «estaba en funciones», por lo que lo llamará cuando «esté funcionando». «Torra hará lo que siempre ha hecho y no va a dejar de hacer como presidente y es llamar a Sánchez que le dijo: bueno ahora es que estoy en funciones. Pues cuando esté funcionando, lo primero que va a hacer Torra es llamarlo», ha insistido la diputada de JxCat.

Según ha indicado Borràs, el presidente del Govern emplazará a Sánchez a reunirse con él y a hablar «evidentemente» de la mesa de negociación en la que «deben formar parte ambos presidentes». Un gesto por parte de Torra que la diputada catalana ha destacado para insistir en que su formación «nunca ha rechazado la mesa», sino que antes pide «conocer los acuerdos» con los que se van a sentar en ella.

«Tenemos que sentarnos a negociar, con unos marcos y unos términos y no sentarnos a tomar el té, es para a solucionar la situación que tenemos», ha recalcado Borràs, aunque después ha asegurado que su formación no va a cambiar de opinión y no va a apoyar a Sánchez en la investidura porque lo que ha ofrecido el líder socialista hasta ahora es «nada de nada».

Según ha explicado, es «muy difícil» que JxCat pueda cambiar el sentido de su voto porque «hay que resolver el conflicto de un modo real y no ambiguo como se está haciendo en los acuerdos de los que se habla para solucionarlo», haciendo referencia al acuerdo alcanzado entre ERC y PSOE.

Para la diputada de JxCat, dicho acuerdo es «muy amplio» y tiene una «gran complejidad», por lo que «puede significarlo todo o no puede significar nada». Por eso, ha insistido, en que JxCat «tiene el derecho» a conocer las bases de la negociación antes de sentarse a dialogar.