Política CRISIS DEL CAMPO

El Gobierno señala a los supermercados y su "espiral de rebajas" y regulará las ventas a pérdida

El Ejecutivo plantea prohibir la venta a pérdidas que algunas cadenas emplean para usar productos como reclamo, por debajo de su precio de producción, y que afecta especialmente al sector del aceite

María Jesús Montero y Luis Planas, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. EUROPA PRESS

El Gobierno de Pedro Sánchez quiere volver a regular la práctica de los grandes supermercados de utilizar unos productos reclamo con precio por debajo de su coste de producción, como por ejemplo el aceite de oliva, para atraer a los clientes. Esa práctica forma parte de la caída de los precios de los productos agrarios y ganaderos que ha incendiado el campo español, que mantiene sus movilizaciones después de haberse reunido ayer con el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas.

El ministro ha comparecido en rueda de prensa este martes tras el Consejo de Ministros para anunciar medidas como esa intervención en el mercado, aunque todavía no ha decidido la forma normativa que se utilizará para poner en marcha esa «regulación contra la destrucción del valor de los productos agrarios en la cadena de distribución». Con ese objetivo, Planas tiene previsto iniciar también un «diálogo» con las grandes cadenas como Mercadona o Carrefour, para que también se impliquen en resolver el problema de los ganaderos y agricultores españoles.

El titular de Agricultura se reunirá con las empresas de gran distribución para abordar, entre otros aspectos, las campañas publicitarias que utilizan ‘productos reclamo’, y abrir un diálogo con un eslabón de la cadena que considera «parte de la solución del problema» que atraviesa el sector agrícola y ganadero, preocupados según el ministro por «las campañas que dicen que el futuro es una espiral de rebajas».

«El diálogo con las grandes empresas de la distribución es fundamental, todos los eslabones son necesarios, pero la distribución eficiente y moderna es parte de la solucion del problema», ha afirmado, instando a que las grandes distribuidoras contribuyan a «valorizar el trabajo de los agricultores», que están preocupados por las campañas publicitarias que usan la leche, pollo o aceite como ‘productos reclamo’. «No nos podemos permitir la pérdida de valor económico, sino también de reputacion; la distribucion será sensible», ha anunciado.

Planas ha presentado en el Consejo de Ministros un informe de la situación en la que se encuentra el sector agrario y ha expuesto algunos elementos para paliar su situación, justo un día después de reunirse con las organizaciones agrarias a las que presentó la ‘hoja de ruta’ para mejorar las situación del sector, donde figuran la reforma de la Ley de la Cadena Alimentaria para evitar la venta a pérdidas, así como mejorar el presupuesto de los seguros agrarios para paliar la crítica situación que atraviesa el campo español.

Junto al compromiso de modificar la ley de la cadena, Planas ha presentado un paquete de propuestas que incluye revisar la ley de organizaciones interprofesionales o intentar aumentar la dotación para los seguros agrarios en los próximos Presupuestos Generales del Estado.

El borrador del anteproyecto de ley para la mejora de la cadena alimentaria se someterá a exposición pública en las «próximas semanas», según el ministro, quien confía en que pueda llegar al Congreso en los próximos once meses. El objetivo de esta modificación será adaptar la normativa a la directiva comunitaria y darle un «papel más significativo» a «cada uno» de los eslabones de la cadena.

Comentar ()