Política

La Policía manda refuerzos a Avilés desde otras comisarías tras faltar 21 agentes

La inasistencia coincide con la ‘jornada de reflexión’ promovida por Jusapol tras el veto a la tramitación de la ILP sobre equiparación salarial / La Guardia Civil cifra en 53 las bajas de más sobre lo habitual y la Policía dice que ha sido un punto inferior

Policías nacionales, en acto de servicio.

Policías nacionales, en acto de servicio.

La Jefatura Superior de Policía en Asturias ha tenido que enviar a Avilés este martes dotaciones procedentes de las comisarías locales de Gijón y Oviedo para patrullar las calles tras la inasistencia de al menos una veintena de agentes a sus puestos de trabajo (entre los turnos de noche y mañana). La indisposición coincide con la ‘jornada de reflexión’ promovida por la plataforma Jusapol tras el veto a la tramitación parlamentaria de la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) sobre equiparación salarial.

Desde la pasada semana circulaba un llamamiento a secundar una acción ‘a la francesa’ este martes como respuesta al veto del Gobierno a la tramitación de la iniciativa con la que buscan blindar la igualdad retributiva con los Mossos d’Esquadra. «Reflexiona en tu casa el próximo 10 de marzo. #EquiparaciónYa. #ALaFrancesa», detallan las octavillas repartidas durante la protesta secundada la pasada semana a las puertas del Congreso de los Diputados.

Fuentes policiales han informado a este diario de que en la comisaría avilesina no han acudido a trabajar este martes 21 funcionarios, de los que uno se encontraba de baja desde el domingo y otro había solicitado el día de asuntos propios. Esa cifra no incluye a los agentes del turno de tarde que se hayan podido sentir indispuestos y hayan comunicado que no acudirían a prestar servicio.

Las fuentes precisaron que la merma de efectivos ha obligado a la Jefatura Superior a enviar a Avilés dos patrulleros desde Oviedo y uno de Gijón, a fin de que no se resintiera el servicio de seguridad ciudadana. En total, según las mismas fuentes, el número de inasistencias asciende a 34.

A preguntas de este diario, un portavoz de la Jefatura Superior de la Policía en Asturias ha eludido confirmar o desmentir este dato, alegando que se trata de una cuestión «interna» del Cuerpo. En cualquier caso, la fuente ha asegurado que el servicio está garantizado las 24 horas del día.

La comisaría local de Avilés -una de las ocho existentes en el Principado- cuenta con una dotación teórica de 154 funcionarios, según el catálogo de puestos de trabajo actualizado el pasado mes de febrero. De ellos, 42 están adscritos a seguridad ciudadana y 22 a investigación.

«Sin incidencia en el servicio»

A nivel nacional, la Dirección General de la Policía ha informado de que la inasistencia este martes ha sido «un punto por debajo de la habitual» a la espera de conocerse las incidencias en el turno de tarde, sin precisar cuántos agentes en total se han dirigido a sus comisarías para comunicar que no se encontraban en disposición de ir a trabajar. En algunas plantillas, como la de Sevilla, las ausencias han sido notable.

Por su parte, la Guardia Civil ha cifrado en 53 el número de bajas de más respecto a lo habitual que se ha registrado en lo que va de jornada, «sin incidencia en el servicio».

Este lunes, Justicia Policial (Jupol) -el brazo de Jusapol en el Cuerpo Nacional- ofreció protección jurídica a los afiliados que estos días no acudan a trabajar y ejerzan su «derecho a la salud» ante la posibilidad de que la dirección les abra expedientes disciplinarios por entender que secundan una huelga encubierta.

La Policía asegura que la inasistencia ha sido un punto por debajo inferior a la habitual y la Guardia Civil cifra en 53 las bajas de más

«El derecho constitucional a la reivindicación y el derecho constitucional a la protección de la salud muchas veces se mezcla por parte del Gobierno. Y, ante esa indefinición, la gente pueda entenderse retraída», expresó el letrado de Jupol, Antonio Luis Vázquez (Abam Abogados).

«Queremos decirle a los compañeros que el que quiera secundar eso va a estar protegido legalmente (…). Es un derecho [a la salud] que tienen todos y cada uno de los policías y guardias civiles», declaró el secretario general de Jupol, Chema García, quien indicó que «es una decisión que cada uno ejercerá libremente».

Desde su cuenta oficial, Jupol lanzó un tuit este lunes en el que recordaba a los funcionarios cómo actuar en tres pasos ante una inasistencia por enfermad o accidente que no implique baja: se llama a las dependencias policiales de cada uno dando cuenta de que no puede acudir al servicio, se acude a un centro sanitario para ser atendido y se pide un justificante y, en tercer lugar, el día que se reincorpora entrega una minuta en su secretaría informando de que la ausencia fue por enfermedad o accidente.

Querella de Jupol a un inspector jefe

En paralelo, el sindicato ha anunciado que este martes ha interpuesto acto de conciliación previa a la interposición de una querella contra el inspector jefe de la comisaría general de Policía Judicial Antonio H., al entender que ha podido cometer un delito de injurias graves por enviar un correo electrónico en el que acusaba a Jupol de convocar «una jornada de huelga» para este martes.

En la conferencia de prensa ofrecida este lunes, el abogado de Jupol dijo que la organización «cumple con el ordenamiento jurídico» y que la citada convocatoria no entra en las «decisiones estratégicas» del sindicato.

Tanto la Ley de régimen de personal de la Policía Nacional como la Ley reguladora de los derechos y deberes de los miembros de la Guardia Civil prohíben expresamente a los funcionarios de ambos Cuerpos ejercer el derecho de huelga, llevar a cabo «acciones sustitutivas» u «otras concertadas con el fin de alterar el normal funcionamiento de los servicios».

Comentar ()