Política

Policías piden que la UME desinfecte sus oficinas para evitar contagios por el virus

La CEP urge al director general a que gestione con las comunidades autónomas para que los agentes tengan el estatus de "colectivo de alto riesgo" y puedan hacerse las pruebas para conocer si están infectados

Un militar de la UME, desinfectando esta semana en el centro de transportes de Valencia.

Un militar de la UME, desinfectando esta semana en el centro de transportes de Valencia.

La Confederación Española de Policía (CEP) reclama que la Unidad Militar de Emergencias (UME) desinfecte las salas del 091, las oficinas de denuncias y de extranjería y los complejos policiales existentes en las ciudades en la que ya está desplegada para evitar que se disparen los contagios por coronavirus entre los funcionarios del Cuerpo.

Así lo plantea este sindicato en un escrito remitido este miércoles al director general de la Policía Nacional, Francisco Pardo Piqueras, al que pide que adopte diversas medidas a fin de proteger la salud de los agentes y que éstos puedan hacer cumplir las restricciones incluidas en el decreto por el que se ha declarado el estado de alarma para tratar de contener la propagación del covid-19.

Una de las precauciones solicitadas por la CEP es que efectivos de la UME fumiguen los Centros Inteligentes de Mando de Comunicación y Control (CIMACC) -antiguas Salas del 091-, las Oficinas de Denuncias y Atención al Ciudadano (ODAC), las dependencias de Extranjería y Documentación y grandes complejos policiales en las 48 ciudades en las que ya está desplegada.

También demandan el cierre de los servicios de atención al ciudadano «no esenciales», especialmente si los funcionarios que trabajan en dichas instalaciones no cuentan con los equipos de protección necesarios. Para contrarrestar esta situación, el sindicato considera que se podría reforzar el servicio de la Oficina de Denuncias Telemáticas de la Dirección Adjunta Operativa (DAO) y que las gestiones que los agentes hayan de llevar a cabo con la División de Personal se puedan hacer por correo electrónico y por el portal webpol.

Igualmente, la CEP insta a la DAO a dictar una orden de servicio a las 20 jefaturas superiores a fin de que todas las unidades que no sean de seguridad ciudadana tengan unos «servicios mínimos no presenciales de guardia», de modo que «el resto de compañeros pueda mantenerse en sus casas sin sufrir riesgo de contagio y de esta forma poder reforzar los servicios si el número de bajas» continúa creciendo.

«Colectivo de alto riesgo»

Esta organización también considera «urgente» que la dirección del Cuerpo inste a las comunidades autónomas a otorgar a los policías el estatus de «colectivo de alto riesgo», lo que posibilitaría que pudieran hacerse las pruebas para conocer si sufren contagio y permitiría conocer «con exactitud» el número total de funcionarios infectados. De momento, esa consideración tan sólo la ofrece Navarra.

De igual manera, la CEP solicita en su escrito que el periodo de disfrute de las vacaciones correspondientes a 2019 se alargue a todo el año 2020 -el plazo expiraba el principio el próximo 31 de marzo- y que los permisos de Semana Santa se mantengan aunque no puedan tomarse en las fechas inicialmente establecidas.

Comentar ()