La Comunidad de Madrid ha puesto este lunes a disposición de las autoridades sanitarias una nueva morgue provisional en instalaciones de la Ciudad de la Justicia para acoger fallecidos por el coronavirus (Covid-19), con capacidad para acoger 230 cadáveres que se suma a la que entraba en funcionamiento la pasada semana en el Palacio de Hielo.

El dispositivo se ha estado preparando a través de la Consejería de Interior, Justicia y Víctimas y su localización está en el barrio de Valdebebas, concretamente en el edificio diseñado para ser la sede del Instituto Anatómico Forense de Madrid, recinto que reúne «todas las garantías para la función encomendada en su apertura».

Según explica el Gobierno regional, esta infraestructura puede albergar hasta 230 cuerpos en cámaras de conservación y locales acondicionados, que se encuentran «en perfecto estado de mantenimiento».

Como hasta ahora, el traslado de fallecidos a estas instalaciones correrá a cargo de la Unidad Militar de Emergencias (UME) y el cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid, que dan apoyo a los servicios funerarios.