«Vamos bien, vamos muy bien» corea la multitud en la Avenida Francisco de Miranda de Caracas. Decenas de miles de venezolanos se han vuelto a concentrar en la capital al llamado del presidente encargado, Juan Guaidó. «Me niego a rendirme», han clamado junto a su líder, el joven dirigente de Voluntad Popular que ha logrado galvanizar a la oposición a Maduro.  Junto a su esposa Fabiana Rosales y su madre Nora Márquez, Juan Guaidó ha anunciado «la creación del mayor voluntariado de la historia de Venezuela» para que el 23 de febrero, un mes después de su jura, ingrese la ayuda en el país.

«Hoy la guerra que libra Venezuela es la guerra contra el hambre, contra la miseria, es la lucha contra un sistema de salud absolutamente deficiente. Más de 200.000 personas están en riesgo de muerte, según ha informado el presidente interino.

La ayuda va a entrar gracias a los voluntarios, que se están registrando en www.voluntariosvenezuela.com, que se organizarán para que entren estos bienes de primera necesidad. Ya son más de 250.000. A su vez, ha vuelto a apelar a las Fuerzas Armadas para que facilite esta entrega en territorio venezolano.

«El reto que tenemos hoy, 12 de febrero, Día de la Juventud, es volver a unir a la juventud, los sindicatos, la Iglesia, las Fuerzas Armadas para luchar por una mejor Venezuela. Esta lucha no se va a acabar y vamos a seguir hasta lograr la libertad de Venezuela», ha declarado.

Fin del saqueo

«Quienes no se han dado cuenta de que nombramos embajadores y seguiremos haciéndolo, de que protegimos los activos de Venezuela, porque no seguirán robando, no se han dado cuenta de que aprobamos el estatuto de la transición. Vamos a renovar los poderes públicos. Vamos a detener el saqueo de Venezuela», ha dicho, ante una multitud, en la que había muchísimos jóvenes.

Ha recordado cómo 60 países del mundo le han reconocido como presidente encargado, entre ellos la mayor parte de la Unión Europea, entre ellos España. Ha saludado especialmente al Parlamento italiano. El cogobernante Movimiento 5 Estrellas rechaza que se reconozca a Guaidó.

«El usurpador pensaba que nos iba a dar miedo. Como ha hecho con el FAES. Hoy el tiempo está del lado de la democracia. Cada día que un país nos reconoce, que movilizamos a cientos de miles en Venezuela, cada día que sigo ejerciendo funciones es un día en favor de Venezuela», ha señalado Guaidó.

«Creen que pueden intimidarnos con ejercicios de guerra. Pero no tienen cómo alimentar a la tropa. Se burlan de la familia militar. Les detienen y torturan. Mientras ustedes hablan de comprar misiles, o hablan de una supuesta guerra que no va a existir, ¿quién va a ir a la guerra por una persona que no protege a nadie y que no tiene respeto del mundo?», ha dicho.

Guaidó ha informado de que se han registrado 250.000 voluntarios para cooperar en el reparto de la ayuda humanitaria. «Seremos una ayuda organizada. Iremos a buscar la ayuda a la frontera», ha señalado. «Debemos ser millones, será una avalancha humana…  y si las Fuerzas Armadas no quieren hacer el ingreso o permitirlo, doy una orden directa a las FFAA, generales, coroneles, tenientes, tropa… permitan que ingrese la ayuda humanitaria. Que cese la represión».

Ha roto el protocolo para hacerse un selfie con los decenas de miles congregados para «mostrar la alegría y la esperanza del rostro de Venezuela».  Con un gran dominio de las redes también ha hablado con algunos voluntarios y ha mostrado su conversación en Instagram.

View this post on Instagram

– ¿Alo? ☎️ . – ¡Alo, María! Te habla Juan Guaidó. 🇻🇪. . Así saludó el Presidente Encargado de Venezuela, @jguaido a algunos de los voluntarios que se inscribieron en la página oficial de: voluntariosxvenezuela.com . ¡Más de 100 mil venezolanos forman parte de este Movimiento Humanitario! . Todos vamos a jugar un papel fundamental en la recolección, distribución y apoyo de la #AyudaHumanitaria. . Dentro y fuera de Venezuela, hay formas de ayudar y hoy el país necesita el compromiso de todos. . ¡Gracias a todos los que se han registrado; a los que suben sus videos de #YoSoyVoluntario; a los que sumaron a amigos y familiares… a todos! . #VamosBien, ¡Vamos muy bien! . Organización, equipo, coordinación, unión y planificación para lograr los resultados que esperamos alcanzar. #VoluntariosxVenezuela

A post shared by Voluntarios x Venezuela (@voluntariosxvenezuela) on

Ha aludido a los que están en riesgo de muerte si no llega la ayuda humanitaria. Ya ha comenzado la primera entrega. «Hemos de organizar el mayor voluntariado en la historia de Venezuela. El sábado recibirán información para formalizar el ingreso de la ayuda», ha remarcado. «No hay quien gane a una mayoría organizada y bien comunicada».

El acopio ha empezado en Cúcuta, Colombia y ahora también llegará a Roraima, en Brasil. Habrá otros dos puntos más. Asimismo, se establecerán campamentos itinerantes. «Así evitaremos que sigan huyendo venezolanos», ha agregado. La concentración ha concluido con el canto del himno de Venezuela.

Llamamientos a los militares

Le ha precedido el presidente de la comisión de ayuda humanitaria, el diputado Miguel Pizarro, quien ha asegurado: «La ayuda humanitaria va a entrar a Venezuela. Gracias a nuestra organización. Vamos a mantenernos en la ruta». Ha añadido: «Hermanos militares, hermanos en uniforme, esta ayuda también es para ustedes. No permitan que los utilicen. Maduro no protege a nadie».

Desde la pantalla gigante saludaron artistas como Miguel Bosé o Jorge Sanz, pero también el exiliado David Smolansky, exiliado en Estados Unidos. «Estamos cerca de lograrlo». Y añadió: La próxima vez estaré con ustedes.

Muy aplaudido ha sido el recuerdo de la última intervención de Juan Requesens, preso del régimen, quien en víspera de su arresto se encaró con Maduro. «Hoy puedo decir esto, mañana quién sabe». El régimen chavista le relaciona con el intento de atentado del pasado 4 de agosto. 

Juan Guaidó, presidente encargado de Venezuela, confirmó el viernes pasado en su intervención en la Universidad Central de Venezuela la convocatoria de esta Gran Marcha el día de la Juventud, con el fin de reclamar el paso de la ayuda humanitaria al país, y hacer un especial llamamiento a las Fuerzas Armadas para que finalmente se pongan del lado del pueblo y de la Constitución. En Caracas los opositores partieron desde cinco puntos para confluir en la Avenida Francisco de Miranda, en Chacao.

El 12 de febrero se conmemora el aniversario de la exitosa lucha, encabezada por José Féliz Ribas, al mando de estudiantes y seminaristas en la Batalla de la Victoria de 1814. Está prevista una vigilia nocturna en Chacao. «Hacemos vigilias, no porque no podamos dormir, sino porque queremos seguir soñando», ha dicho uno de los asistentes. Sueñan, sobre todo, con ese domingo en el que acudan a votar en elecciones libres y transparentes.

«Es miserable que se quiera chantajear con las necesidades del pueblo. Atenderemos la emergencia y con el cese de la usurpación llevaremos estas iniciativas a todo el país», señalaba Guaidó en sus redes sociales.

El lunes el presidente encargado anunció en su cuenta de Twitter que se había entregado «el primer cargamento de insumos de la #Ayudahumanitaria a la Asociación de Centros de Salud (AVESSOC) con 85.000 suplementos que se traducen en 1.700.000 raciones nutricionales para niños y 4.500 suplementos para embarazadas».

A su vez, en víspera de esta Marcha de la Juventud, el régimen chavista anunció una investigación del patrimonio de Juan Guaidó con el fin de inhabilitarlo. La Contraloría, bajo el control de Maduro, acusa a Guaidó de haber recibido ingresos desde el extranjero. Los diputados tienen prohibido recibir fondos de forma irregular.

Contraataque del régimen

Guaidó señaló que el contralor Elvis Amoroso «no tiene ningún tipo de cualidad y además podemos ir con cualquiera de esos funcionarios a evaluar su estilo de vida y por supuesto lo que siempre hemos denunciado, la corrupción», en declaraciones a ntn24.

Los miembros de la Asamblea Nacional, único órgano legislativo reconocido por la comunidad internacional, fue declarada en desacato desde 2016. Sus miembros no reciben ingresos. Además de usurparles sus funciones, la Administración chavista les dejó sin fondos a los diputados.

El chavismo asimismo ha convocado asimismo a la juventud que aún es leal al régimen a concentraciones de apoyo a Maduro, que se niega a dejar que pase la ayuda humanitaria con la excusa de que daría pie a una intervención de Estados Unidos.

Esta manifestación que conmemora el 205 aniversario del Día de la Victoria se concentró en la Plaza Bolívar. Tanto Maduro como Cabello acusan a la oposición de montar un show con la ayuda alimentaria.

Para contrarrestar la movilización popular Maduro un día muestra músculo militar y se exhibe con las tropas mientras realizan maniobras militares, y otro día anuncia un plan, denominado Marca País, para hacer Venezuela atractiva para el turismo. Como mucho de lo que hace Maduro, sería cómico si no fuera una descomunal tragedia.

«Vamos a seguir en la calle», le decían los jóvenes que sueñan con la libertad en la Avenida Francisco de Miranda. «¿Se puede o no se puede?», gritan desde la tarima.. «Sí se puede…sí se puede. Vamos bien, vamos muy bien».