Los dos concursantes de Gran hermano Revolutión Carlota y José María.

Los dos concursantes de Gran hermano Revolution Carlota y José María.

Series y Televisión

De la presunta violación a la fuga de anunciantes: las sombras del regreso de 'Gran Hermano'

Mediaset España ha revelado que Gran Hermano volverá a Telecinco en 2021. Justo un año después de la histórica fuga de anunciantes de GH VIP provocada por la salida a la luz de nuevas informaciones sobre el tratamiento televisivo de la presunta violación de Carlota Prado en GH Revolution en 2017.

«Creo que volverá el año que viene», afirmaba el responsable de Contenidos de Mediaset, Manuel Villanueva. «Será una edición con conocidos, con VIPs, pero no sabemos si en formato single o dúo. Lo que sí sabemos es que volverá, aunque tampoco cuando. 2021 es un año de Eurocopa, de Juegos Olímpicos… No sabemos a qué altura del año», añadía.

Sin embargo, y a pesar del empeño de la cadena en reiterar que se trata de un ‘descanso’ para el formato, Mediaset ha decidido paralizar temporalmente el reality no por otra razón que para guardarse las espaldas a nivel ético y económico hasta que se resuelva el juicio de Carlota. Y es que, cabe recordar que más de 50 empresas decidieron retirar la publicidad en su última edición de GH Vip y la cadena se vio obligada a enviar a la nevera la marca Gran Hermano.

Además, cuando la vista oral arrancó a mitad de febrero, lo hizo con la petición de siete años de cárcel para el acusado, y una indemnización de 100.000 euros por daños morales a este y a Zeppelin, como productora, por los daños ocasionados por mostrar a la concursante el vídeo de lo ocurrido en el confesionario de la casa.

La jueza que lleva el caso, por su parte, pidió una fianza de 133.000 euros a José María y otra por la misma cantidad a la productora, con el fin de garantizar el pago de las cantidades demandas en caso que se produzca una sentencia condenatoria.

Por esta razón, hasta que este ‘problema’ no se resuelva, Mediaset España no podrá poner en marcha la vuelta de GH ya que se arriesgaría, entre otras consecuencias, a sufrir una nueva crisis de imagen si hay una sentencia como la mencionada anteriormente.

Oferta económica a la víctima

Además, a todo esto se le suma que Carlota Prado aseguró en que Zeppelin TV se ha puesto en contacto con ella para realizarle una oferta económica.

Según argumentó la joven en su Instagram, los abogados de la productora de GH se habrían puesto en contacto con su representante legal para ofrecerle «25.000 euros y una oportunidad de desarrollo profesional». «No sé con que intención, no la he escuchado y no la voy a escuchar, al igual que no quise escuchar la primera oferta de negociación hace meses»

«Mi integridad no está en venta. Mi honor aquella noche ya se vendió», expresó en su comunicado. «Me compadezco, y siento verdadera lastima por todas las personas que intentáis enterrar lo que me pasó y os ruego encarecidamente que repaséis vuestra moralidad. A estas alturas que no me conozcáis es no menos que curioso. No tengo miedo. El miedo lo perdí cuando casi consigo finalmente suicidarme, con pastillas recetadas por mi psiquiatra a raíz de mi paso por vuestro “circo romano”, y la que estuvo ahí fue mi madre, no vosotros», lo que concluía con un: «No busco venganza, quiero justicia».

Cuando esta presunta oferta vio la luz, Endemol Shine, la empresa matriz de la productora que se encarga de Gran hermano, expresó su «lamento» por la manera de informar a la víctima de lo sucedido, y Zeppelin reconoció que la forma de proceder «no fue la correcta» y pidió disculpas a Prado.

Mediaset por su parte actuó de una manera diferente, decidió no asumir responsabilidades, y acusó de forma directa a su competencia, Atresmedia, de realizar una «campaña denigratoria» en su contra, por la crisis de anunciantes.

Nuevo protocolo de Zeppelin contra abusos sexuales

Ante el reciente e inesperado anuncio del regreso de GH a la parrilla, Zeppelin ha querido asegurarse que no se producirá una situación similar a la de hace tres años, y han realizado un protocolo tras haber hecho “una reflexión honesta y constructiva, sobre lo que debemos mejorar y reforzar para prevenir y gestionar cualquier situación de abuso sexual”.

«El objetivo de Zeppelin es reforzar su política de tolerancia cero ante situaciones de abuso sexual, así como asegurar la creación de entornos seguros que garanticen el respeto y la seguridad de todos los concursantes», afirma Zeppelin.

Además de “acortar al máximo los tiempos de reacción, no actuar en función de si lo que se ha producido es constitutivo de delito o no, realizar la comunicación a la víctima en un ámbito privado y en una ubicación diferente al espacio habitual del programa y garantizar la confidencialidad y el derecho a la intimidad de la víctima”.

“La conversación con la persona afectada se hará de forma presencial contando con el apoyo de un equipo de psicólogos y expertos en violencia de género que deberán estar presentes en la misma sala. Asimismo, el protocolo incluye también expresiones concretas que trasladen empatía para iniciar la conversación con la víctima“, añaden.

Para que todo esto se cumpla, el programa se encargará de «asegurar la adecuada formación del equipo sobre Igualdad, género sexismo, machismo y violencia de género» e intentará «evitar situaciones en las que se pueda producir una ingesta excesiva de alcohol u otras substancias» o «entender, y actuar en consecuencia, que ante una situación de abuso cierta no puede haber neutralidad entre agresor y víctima».

Comentar ()