El ministerio de Sanidad estableció esta semana que las personas de entre 45 y 55 años serán prioritarias en la aplicación de la vacuna de AstraZeneca, que por el momento no está recomendada para personas de más edad por ausencia de ensayos.

Se han definido otros grupos prioritarios como los grandes dependientes, mayores de 70 años y mayores de 60, que comenzarán recibiendo prioritariamente la vacuna de Pfizer.

El ministerio de Sanidad recoge los posibles efectos secundarios asociados a estas vacunas, comunes a otras muchas vacunas del plan general, y que en el caso de la vacuna de AstraZeneca con los siguientes:

Efectos muy frecuentes, que pueden afectar a una de cada diez personas

-Dolor de cabeza
-Náuseas
-Dolor en las articulaciones
-Dolores musculares
-Dolor e irritación en el lugar de la inyección
-Sensación de fatiga y malestar
-Fiebre
-Escalofríos

Efectos frecuentes que pueden afectar hasta a una de cada diez personas

-Vómitos
-Diarrea
-Hinchazón y enrojecimiento en el lugar de la inyección

Efectos poco frecuentes que pueden afectas a una de cada cien personas

-Inflamación de los ganglios
-Disminución de apetito
-Mareos
-Somnolencia
-Exceso de sudoración
-Hormigueo y erupciones en la piel