España

Montero acusa a Ayuso de atacar al Gobierno "cuando no quiere explicar sus actuaciones"

A finales de semana culminará la vacunación de la primera dosis en todas las residencias de ancianos

María Jesús Montero y Salvador Illa antes de su comparecencia EFE

La ministra portavoz, María Jesús Montero, ha aprovechado su comparecencia posterior a la reunión del Consejo de Ministros para apelar a que la «excepcional respuesta de la sociedad española, su civismo y solidaridad» a cuenta del temporal de nieve y hielo que ha azotado el centro de la península, no merece que algunos intenten montar una polémica política a cuenta de todo». Aludía a las primeras discrepancias que están surgiendo a cuenta de la petición, aún no materializada, del ayuntamiento de Madrid de declarar a la ciudad zona catastrófica y las críticas que ya ha vertido contra el ejecutivo la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

«La búsqueda constante de la confrontación no ayuda a solucionar los problemas, no es útil para la vida cotidiana de los ciudadanos», ha advertido la ministra. A su juicio, la estrategia de la presidenta autonómica pasa por «usar al Gobierno de España como ariete, mirar hacia él cuando no quiere dar explicaciones de su propia actitud ni justificar sus actuaciones», aunque a renglón seguido y a preguntas de los periodistas se ha negado a evaluar la gestión de la Comunidad ante el temporal.

Ha pedido al PP que deje emplear el reproche «como arma ofensiva» para ahcer un llamamiento «al sentido común y a la cordura. El Gobierno no va a alimentar disputas como hacen otras administraciones ni entrar polémicas estériles que nada aportan», ha agregado.

Despropósito», «inapropiada» e «injusta» cree Montero que es la acusación de Gobierno «manirroto»

De «despropósito», «inapropiada» e «injusta» ha calificado la acusación de «Gobierno manirroto» que les lanzó la madrileña, entre otras cosas, «porque algunos desembolsos han ido dirigidos a satisfacer las necesidades de las comunidades, por ejemplo los 16.000 millones para luchar contra el Covid y Madrid fue la más beneficiada del reparto». De hecho, ha recordado que los populares han respaldado en el Congreso iniciativas de gasto y «además pedía dos huevos duros más».

Interrogada, sobre la calificación de Madrid como «zona catastrófica», ha explicado que este martes ha comenzado con la evaluación de lo daños «y se aplicará la normativa correspondiente para resarcir a los afectados». El impacto de los fenómenos meteorológicos «son distintos y hay que verlos cada uno en su dimensión». Por su parte, el ministro dl Interior, Fernando Grande-Marlaska, también presente en la rueda de prensa ha insistido en que la decisión «se tomará conforme a criterios técnicos», no políticos como ha dicho Ayuso.

Otra cuestión que ha centrado la comparecencia de Montero es el de la subida de la luz en pleno temporal de nieve y hielo con algunos de los registros de temperatura más bajos que se recuerdan. Pero este capital asunto no les enfrenta con el PP, sino que es motivo de disputa del Gobierno de coalición. De hecho, Unidas Podemos es incluso partidaria de nacionalizar el sector. Por el contrario, la ministra ha defendido una y otra vez que el incremento «es coyuntural por un aumento de la demanda».

«Hablamos de un pico concreto pero no de la tendencia del precio de la luz que desde la llegada de este gobierno se ha reducido un 40 por ciento», ha defendido. Replica así a la exigencia de sus socios gubernamentales y escudado en que la situación ha sido similar en otros países de nuestro entorno para un sector muy regulado en Europa. Un discurso en todo caso muy distintos al que mantenian cuando estaban en la oposición.

Illa se resiste a hablar de confinamiento domiciliario

Por su parte, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, que acompañaba a Montero y Marlaska, ha insistido en que la evolución de la pandemia es «muy preocupante, vienen semanas duras y un mes de enero muy complicado», pero «ya sabemos qué hacer» con cero autocrítica a si se gestionó bien la Navidad además de un resistencia numantina a plantear ningún tipo de confinamiento domiciliario a pesar de las peticiones que, en este sentido, han cursado algunas comunidades.

Sobre las palabras de Fernando Simón respecto a la Navidad se ha limitado a subrayar que «acordamos un plan que fue revisado al alza en semanas posteriores con la información que disponíamos en aquel momento. No hay que dar un paso más sino aplicar las actuales medidas con contundencia» que son «muy similares a la que toman países de nuestro entorno con los que estamos en contacto permanente de intercambio de información».

Illa ha adelantado además, que en la cuarta semana de enero comenzará el reparto de las vacunas de Moderna, aterrizadas este martes en España. También Astrazeneca está pendiente de la autorización por parte de la Agencia Española del Medicamento.

A finales de semana culminará la vacunación de la primera dosis en todas las residencias de ancianos

La idea es que al finalizar esta semana todas la residencias de ancianos hayan recibido las primeras dosis de la vacuna del Covid. El próximo 18 de enero, la primera vacunada recibirá la segunda dosis de la vacuna de Pfizer. Dice Illa que, a pesar del temporal, se ha alcanzado ya «una velocidad de crucero». Además, se amplían las limitaciones de vuelos y buques procedentes del Reino Unido hasta el 2 de febrero por su alta incidencia del Covid.

Muchos interrogantes ha suscitado su compatibilidad de responsable de Sanidad con su candidatura a la presidencia de la Generalitat. Ha insistido en que está «centrado al 101 por ciento en la lucha contra el virus y en conseguir una velocidad de crucero en la vacunación. Seguiré ejerciendo mis funciones hasta el inicio de la campaña electoral. Soy ministro a jornada completa». Y respecto a si parte de una posición de ventaja dada su exposición pública como ministro ha respondido que «no sé si genera o no ventaja, me da igual». No parece que sus adversarios políticos piensen lo mismo.

Comentar ()