España

Casado ratifica que el PP dará la batalla a Sánchez en la calle: "La España de los balcones vuelve a las plazas"

El líder del PP, Pablo Casado, en un desayuno para Europa Press

El líder del PP, Pablo Casado, en un desayuno para Europa Press EP

El PP se reafirma. No dejará espacio a Vox y dará la batalla a Sánchez en las calles. Así lo ha ratificado este martes el presidente de los populares, Pablo Casado, que ha querido sacudirse del «globo sonda» mediático que, a su juicio, está arengando el Gobierno para atacar al principal partido de la oposición por su participación en la manifestación del próximo 13 de junio en la madrileña plaza de Colón, una iniciativa que pretende movilizar a la ciudadanía en contra de la intención de Moncloa de indultar a los presos del ‘procés’. «A mí lo que me daría vergüenza sería compartir una foto con Bildu», ha aseverado el líder del PP cuando ha sido preguntado por la presencia de Vox al mismo evento, agitando el fantasma de la repetición de la ya mítica ‘foto de Colón’.

Los populares han entendido que el principal partido de la oposición -y no Vox- debe capitalizar un rechazo transversal de una amplia parte de la sociedad española contra la intención del Gobierno a conceder la medida de gracia para los «golpistas» del 1-O, agitando la bandera de la «concordia» y de la «convivencia» y en contra del criterio del Tribunal Supremo, de la Fiscalía y de todos los partidos de la oposición. «La España de los balcones vuelve a bajar a las plazas, y pronto lo hará en las urnas», ha avanzado.

Pablo Casado ha incidido en la tesis de que la convocatoria del próximo 13 de junio no debe tener un carácter político y ha de ser ajena a los partidos, ya que está liderada por «personas que han sufrido la violencia etarra», destacando los nombres de Rosa Díez, Carlos Urquijo, Fernando Savater y María San Gil. Rehúye además del que a su juicio es una operación mediática urdida por Moncloa para desprestigiar un evento que, en suma, tiene como objetivo protestar contra un Gobierno que ha «corrompido» la figura del indulto para «permanecer en el poder».

El jefe de la oposición ha protagonizado este martes un desayuno informativo organizado por Europa Press en que ha exhibido un alegato contra el «desvarío» del Gobierno de Pedro Sánchez, «en fase terminal» por haberse convertido en «rehén de aquellos que quieren destruir España» y que tiene como objetivo «la neutralización del PP». Casado ha criticado duramente el hecho de que el Ejecutivo quiera «estar por encima de la ley» en la cuestión de los indultos, así como por encima de la Constitución, de la monarquía e, incluso, de Europa. Ha prometido, no obstante, que el PP se echará a las calles, dejando sin aire en este caso a Vox, que había prometido dar la batalla contra Sánchez con la presión social como instrumento central.

«Los falsos indultos no son el final de un proceso, sino el inicio de un nuevo empuje radical», ha defendido Casado, lamentando que el PSOE de Sánchez está «irreconocible» y reivindicando el legado del socialismo «histórico», clave para «construir la Transición, pactar la Constitución» y permitir que España «se abriese al mundo». Durante su intervención el líder de los populares ha querido resaltar también que el artífice de «la hegemonía del independentismo catalán» fue José Luis Rodríguez Zapatero con el planteamiento del nuevo Estatut, y ha reivindicado que fue el PP quien frenó los pies a una iniciativa socialista por la que «los delitos del 1-O no se hubieran podido perseguir».

Pablo Casado ha estado acompañado este miércoles por la plana mayor del partido, incluidos barones autonómicos como Isabel Díaz Ayuso, Fernando López Miras o José Antonio Monago, un evento al que también estaban invitados directivos del Ibex y empresarios como el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán; o el director general de Mapfre, Francisco Marco.

Te puede interesar

Comentar ()