Las espadas siguen en alto entre Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, pero esa guerra no impresiona a los anticapitalistas, la tercera corriente interna de Podemos. Sus dirigentes desconfían del enfrentamiento público entre el número 1 y el número 2 del partido y contemplan un nuevo acuerdo entre ambos.

El pacto podría llegar a partir de este jueves, cuando se conocerá -a las 18.00 horas- el resultado de la primera vuelta en las consultas a la militancia. El refrendo sobre los distintos sistemas de votación propuestos para el congreso de Vistalegre permitirá a todos los sectores conocer su apoyo real entre las bases. Los porcentajes de voto de cada propuesta darán una primera medida sobre la capacidad de cada corriente de llegar al gran público de Podemos.

Iglesias ha convertido el congreso en un plebiscito sobre su persona

En principio, los tres sectores auguran una importante victoria de las tesis de Iglesias, que tiene un importante efecto arrastre por su popularidad entre las bases. Por si fuera insuficiente, el secretario general ha vinculado su continuidad al frente de Podemos con la victoria de su proyecto político en el congreso, convirtiendo Vistalegre II en todo un plebiscito sobre su persona.

En este sentido, el secretario general de Podemos Madrid, Ramón Espinar, ha mostrado este miércoles su confianza en un consenso entre pablistas, errejonistas y anticapitalistas, y presentar así una candidatura única encabezada por Pablo Iglesias.

Soy optimista sobre el consenso», asegura Espinar

«Yo soy optimista para que haya un consenso», ha señalado en declaraciones a Cuatro, recogidas por Europa Press. A su juicio, durante los procesos internos hay «una cierta lógica de sobreactuación de las diferencias» porque «todo el mundo que se presenta sabe que se juega mucho».

Oferta de Iglesias a Urbán

«Íñigo es un pactista. Al final se integrará en la lista de Pablo, no presentará una propia», aseguran dirigentes anticapitalistas, que sí trabajan en una candidatura autónoma. Aunque el secretario general ha ofrecido a Miguel Urbán un puesto destacado en la futura Ejecutiva a cambio de un acuerdo con la corriente, los anticapitalistas siguen empeñados en defender su proyecto.

El sector más izquierdista de Podemos sigue defendiendo sus tesis. Pretende que primero se vote el sistema de organización del partido, que debe marcar cuestiones como la conformación de los órganos de dirección y sus atribuciones. «Otros vinculan el proyecto político a una candidatura a secretario general. ¿Qué pasa si proponemos que no haya secretario general?», explican.

En segundo lugar, Anticapitalistas quiere establecer un proyecto político que busque una nueva transversalidad entre los expulsados y los desencantados del sistema, que están dando victorias a propuestas outsiders como el Brexit inglés o Donald Trump en EE.UU.

El sector sí está dispuesto a vincular ese proyecto político con una candidatura propia al Consejo Ciudadano Estatal, que estaría encabezada por el eurodiputado Miguel Urbán y en la que no aparecería Teresa Rodríguez, que tiene puesto en Vistalegre como secretaria general de Andalucía. En esa lista se incluirían a referentes de movimientos sociales con los que Anticapitalistas quiere ampliar la base de Podemos.