Política

Pablo Casado se reunirá con Pedro Sánchez y le dará apoyo en "asuntos de Estado"

También se reunirá este miércoles con Sáenz de Santamaría y el jueves será el primer Comité Ejecutivo del PP en Barcelona

Casado, en su intervención.

Casado, en su intervención. EFE

El nuevo presidente del PP, Pablo Casado, y el presidente de Gobierno, Pedro Sánchez, se han emplazado a reunirse en las próximas semanas. Menos de 48 horas después de ser elegido en el 19 Congreso Nacional del partido, Casado ya ha avanzado que dará a Sánchez su apoyo en «asuntos de Estado» como la lucha contra el independentismo, al tiempo que se ha comprometido a hacer una «oposición dura» al socialismo. «Quiero que Pedro Sánchez sepa que el PP estará en las cuestiones fundamentales y así evitará el apoyo de los rupturistas y batasunos», ha defendido Casado en una entrevista en Esradio.

El dirigente inicia así una tímida vuelta al pragmatismo después de haber defendido en las últimas semanas de campaña un proyecto basado en los principios e ideas del PP. Casado ha adelantado que buscará el apoyo de los socialistas para reformar la Ley Electoral Central, que planteará una prima al partido político más votado para evitar el apoyo de «bisagras» nacionalistas y «garantizar la estabilidad y la gobernabilidad». Casado ha anunciado también su intención de contar con los socialistas para esta reforma y ha confiado en la «vuelta del bipartidismo imperfecto».

«El primer deber de PP y PSOE es recuperar nuestra base electoral. Una vez realizada, debemos hacer una reforma que garantice que si esa base es insuficiente, se pueda dar una prima dentro de la propia LOREG al partido que gane las elecciones», ha explicado. Esta modificación irá acompañada por una reforma electoral municipal que introduzca un sistema de doble vuelta para que gobierne la lista más votada,puesto que «en la mitad de los municipios y autonomías gobiernan partidos que no votaron los españoles». En este último punto, sin embargo, ha adelantado que «PSOE y Podmeos no querrán cambiarlo».

El líder popular tiende la mano al presidente de Gobierno para ciertos asuntos, aunque adelanta que «no vamos a ser muleta de ningún Gobierno que deshaga las reformas que hicimos». «Es compatible hacer una oposición muy firme y poder parar un desafío secesionista entre todos los partidos constitucionalistas como hicimos hace un año».

Quiero que la integración sea al máximo nivel», adelanta Casado sobre su reunión con Santamaría

El dirigente también ha anunciado una reunión este miércoles con su rival en primarias, Soraya Sáenz de Santamaría, para hablar sobre la integración de ambos equipos y la nueva configuración del partido. La reunión no se celebra antes por problemas de agenda de Santamaría. «Quiero que la integración sea al máxima nivel», aunque ha matizado que la Secretaría General tendrá que ser «por estatutos» de su propio equipo. Además ha adelantado que un día después de la reunión con Santamaría, el jueves, presidirá un Comité Ejecutivo popular que se celebrará por primera vez en Barcelona. «Se celebrará un Barcelona para mandar un mensaje inequívoco de que nuestra labor central será confrontar el independentismo y apostar por la cohesión», ha advertido Pablo Casado en  otra entrevista en Cadena Cope.

Casado ha rechazado las voces que le sitúan en la ultraderecha y ha defendido el carácter «transversal» de su proyecto: «Quien diga que defender la unidad de España, apostar por la familia y bajar impuestos es de ultraderecha, tiene un problema», ha zanjado. batalla a favor de constitucionalismo y las libertades públicas en Cataluña.

Comentar ()