Política

Rufián asegura que "se dejará la piel" para volver a pactar con el Gobierno

Gabriel Rufián, tras su reunión con Adriana Lastra en el Congreso de los Diputados.

Gabriel Rufián, tras su reunión con Adriana Lastra en el Congreso de los Diputados. EFE

ERC quiere volver a la mayoría parlamentaria que permitió la investidura de Pedro Sánchez, en la que los republicanos tenían un papel protagonista. Papel que Esquerra perdió en favor de Cs en la votación de la última prórroga del estado de alarma para gestionar la crisis del coronavirus, en la que ERC votó «no» con el resto de los partidos independentistas catalanes y Vox, mientras Inés Arrimadas se convertía en socio de referencia del Gobierno tras pactar con Pedro Sánchez medidas para los autónomos o una interlocución semanal con el presidente del Gobierno.

«Me dejaré la piel» para volver a la senda del acuerdo con el Gobierno de PSOE y Unidas Podemos, ha asegurado Gabriel Rufián, esta mañana. El líder de ERC en el Congreso ha explicado, en una entrevista en la Ser, que los socialistas «ya saben lo que queremos y se han comprometido a estudiarlo» tras asegurar que la voluntad de su partido es volver a apoyar al Gobierno en la gestión de la crisis.

«Es un cambio, esta semana estamos negociando, la semana pasada no hubo nada hasta las llamadas desesperada de la última noche» ha añadido Rufián, convencido de que su «no» hizo «saltar las alarmas» en el PSOE. Pero también ha dejado claro ERC votará «no» de nuevo si no hay cambios.

Lo que quiere Esquerra es, en primer lugar, que «la consellera deje de ser una mera transmisora de datos» al Ministerio de Sanidad, ha recordado Rufián, repitiendo una de las quejas constantes de la titular catalana de Salud, la republicana Alba Vergés. La consellera recibió con indignación la programación de fases del desconfinamiento, o la planificación de las primeras salidas de niños y deportistas, en las que el Govern se consideró ninguneado por el Gobierno.

Pero en las últimos días la aceptación de las regiones sanitarias propuestas desde Cataluña la prudencia de la Generalitat a la hora de proponer las zonas de desescalada han facilitado un nuevo entendimiento con el Gobierno.

Mesa de Negociación

Más allá de la gestión de la crisis sanitaria, los republicanos empiezan a poner de nuevo sobre la mesa la Mesa de Negociación pactada como condición de su apoyo a la investidura de Sánchez. El diálogo abierto por Sánchez y Quim Torra en Barcelona debía tener una periodicidad que saltó por los aires con la crisis sanitaria y el estado de alarma.

Pero ahora, ERC quiere volver a poner sobre la mesa un espacio de diálogo que es su mejor baza para explicar su apoyo a los socialistas. Especialmente cuando el partido está reclamando a Torra que fije ya el calendario electoral con el que amenazó en febrero, pospuesto ahora por la crisis.

Rufián ha negado que la buena predisposición exhibida ahora para volver a negociar con el PSOE tenga nada que ver con la evidencia de que Cs ha ocupado su lugar sin demasiados problemas. Pero la virulencia con la que responde a esa circunstancia indica que el pacto con los naranjas escuece. «La suma con Cs es casi antinatural, es un partido en descomposición» ha asegurado el republicano, reconociendo, eso sí, que Inés Arrimadas «fue hábil» aprovechando «la última bala que le quedaba».

En este contexto, Rufián cree que el pacto del Gobierno con Cs «debería incomodar más a Unidas Podemos que a nosotros». Y advierte a sus «amigos» morados que Sánchez «ha sido muy hábil» al pactar con los naranjas, porque a su juicio así «socializa la responsabilidad» en la gestión de la crisis.

Te puede interesar

Comentar ()