España | País Vasco | Política

Urkullu presenta a su Gobierno de "reconstrucción" e impulso del autogobierno vasco

El Ejecutivo, el tercero del líder nacionalista, está compuesto por once consejeros -seis hombres y cinco mujeres- y lo comparte con el PSE, que asume tres carteras y con Mendia como vicelehendakari segunda.

El gob vasco en Ajuria Enea tras toma posesión de los 11 consejer@s

El tercer Gobierno de Iñigo Urkullu ha tomado hoy posesión de manera oficial en un acto solemne celebrado en el Palacio de Ajuria Enea. Los once consejeros -seis hombres y cinco mujeres- que conformarán el Ejecutivo de coalición PNV-PSE han prometido su cargo ante un ejemplar del Estatuto de Gernika. En su mayoría lo han hecho en euskera y tan sólo tres de sus integrantes, los consejeros de Cultura y Política Lingüística, Bingen Zupiria (PNV), Planificación Territorial, Vivienda y Transportes, Iñaki Arriola (PSE) y Turismo, Comercio y Consumo, Javier Hurtado (PSE) lo han hecho también en castellano.

La principal novedad del nuevo Gobierno es la recuperación de la figura de los vicelehendakaris que Urkullu suprimió en sus dos Ejecutivos anteriores. Los acuerdos alcanzados con el PSE, que ocupa tres de los once departamentos -Transporte, Turismo y Empleo-, y en los que los socialistas han reclamado un mayor peso que la pasada legislatura, han llevado a Urkullu a fijar dos vicepresidencias.

La primera de ellas la asume Josu Erkoreka, nuevo hombre fuerte del Gobierno que ocupará además la cartera de Seguridad. El PSE ejercerá la segunda vicelehendakaritza, que ocupará la secretaria general del PSE, Idoia Mendia. La dirigente socialista es desde esta mañana la nueva consejera de Empleo y Trabajo y se marca como objetivo situar la tasa de desempleo en el 10%. Mendia regresa al Ejecutivo vasco tras la etapa como consejera de Justicia durante el Gobierno de Patxi López.

Tras la toma de posesión de sus carteras ante el lehendakari, Urkullu ha agradecido a los consejeros salientes, Estefanía Beltrán de Heredia (Seguridad), Cristina Uriarte (Educación), Nekane Murga (Salud), María Jesús San José (Trabajo y Justicia) y Sonia Pérez (Turismo) su trabajo en estos años. El nuevo Gobierno ha posado en la escalinata de Ajuria Enea y poco después lo ha hecho alrededor de un retoño del Árbol de Gernika plantado ante la fachada de la residencia oficial del lehendakari. A continuación los nuevos consejeros han comparecido para detallar brevemente sus objetivos para esta legislatura en la que el Gobierno quiere aprobar casi una treintena de nuevas leyes.

Acelerar el TAV

Entre los anuncios más significativos, la intención del nuevo Gobierno de priorizar la generación de empleo y la «reconstrucción» de Euskadi, la culminación del Estatuto de Gernika, incluida la transferencia de la gestión de las prisiones, acelerar las obras del Tren de Alta Velocidad (TAV), el reforzamiento del sistema de ayudas sociales y la modernización del sistema de salud.

En una breve intervención el lehendakari Urkullu se ha comprometido a responder a «las emergencias del momento» y a hacerlo garantizando a la sociedad vasca los servicios esenciales, impulsando la reactivación económica y generando «oportunidades de empleo». Ha apuntado que su Gobierno trabajará para «fortalecer el autogobierno vasco» para un «nuevo futuro» para el País Vasco. En este punto se ha mostrado dispuesto a tender la mano para hacerlo sumando «la diversidad» en favor de una Euskadi que asegure «los valores de la igualdad, la solidaridad y la libertad a todos».

Urkullu ha recordado que el acuerdo alcanzado entre PNV y PSE para dar forma al Gobierno de coalición es un pacto «abierto» que buscará el diálogo y el acuerdo con otras sensibilidades. Ha fijado como grandes retos para los próximos cuatro años abordar procesos de transición en ámbitos como el sanitario y el sociosanitario, el tecnológico y digital y el ecológico y energético.

Por último, ha presentado a su nuevo Gobierno como un Ejecutivo de coalición comprometido «con la honestidad, la integridad y la transparencia» y que trabajará con una «gestión cercana, realista, responsable, abierta y eficaz».

Más autogobierno

En las comparecencias de los nuevos consejeros los anuncios concretos no han sido muchos. El titular de Seguridad, Josu Erkoreka, que seguirá al frente de la Comisión Mixta del Concierto, ha subrayado el cumplimiento del Estatuto de Gernika, «el primero en aprobarse y el único que no se ha renovado» y ha anunciado un plan para «modernizar» la Ertzaintza.

La consejera de Empleo y Trabajo, Idoia Mendia se ha comprometido a fomentar el diálogo con los agentes sociales, a impulsar la «innovación» en la creación de empleo y a reformar el Sistema Vasco de Empleo y la Renta de Garantía de Ingresos (RGI).

La nueva titular de Autogobierno, Olatz Garamendi ha asegurado que buscará asentar y avanzar en «el pilar del autogobierno» y lograr, a partir del trabajo avanzado en el Parlamento Vasco, un amplio acuerdo para un nuevo estatuto.

Arantza Tapia afronta su tercera legislatura en el Gobierno. La responsable de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente ha llamado a «no perder tiempo» en la reconstrucción de Euskadi por el impacto del Covid-19, «hay que abordarla de modo urgente». Para ello ha llamado a acelerar una «transformación industrial» y a una modernización del «motor económico vasco» en clave de transición digital y medioambiental de la Industria.

«Nadie puede escaquearse»

El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, que repite en el cargo, ha pedido al conjunto de la sociedad vasca que colabore y participe en la recuperación económica, «nadie puede escaquearse».

El nuevo consejero de Educación, Jokin Bildarratz, hasta ahora portavoz del PNV en el Senado, ha defendido la necesidad de trasladar seguridad y confianza el mundo educativo en estos momentos complicados. Se ha comprometido a trabajar con la comunidad educativa «de manera humilde» para situar el alumnado en el centro de la acción de su departamento.

El departamento de Salud, que liderará Gotzone Sagardui, plantea un programa para reforzar la Atención Primaria, mejorar la integración con el ámbito sociosanitario, así como la modernización de Osakidetza, la consolidación de su plantilla y el fomento de la investigación propia. Su departamento quiere aprobar una nueva Ley de Salud que incluya un sistema de alertas de riesgos para la salud comunitaria.

Beatriz Artolazabal es la consejera que más áreas absorbe de otros departamentos: Justicia, Igualdad y Políticas Sociales. Ha anunciado su intención de aprobar una ley de Memoria Histórica de Euskadi, otra de protección de las mujeres ante la violencia machista o una ley que regule los lugares de culto. También ha asegurado que se «volcará» para lograr el traspaso de la gestión de prisiones al País Vasco.

El titular de Cultura y Política Linguistica, Bingen Zupiria, que ejercerá además de nuevo portavoz del Ejecutivo, se ha comprometido a impulsar y proteger a los credores, mejorar la «normalización» del euskera o el impulso del deporte.

Por último, el consejero más joven, Javier Hurtado, ocupará la cartera de Turismo, Comercio y Consumo. Se ha presentado como un «aliado» del sector del turismo y el comercio y ha fijado como su prioridad «salvar» los negocios en peligro en este ámbito y recuperar la actividad anterior a la pandemia.

Comentar ()