La variante británica sigue en expansión por la Comunidad de Madrid, especialmente por la sierra. En algunas zonas básicas de salud la presencia es del 50%. En algunos casos como el Collado Villava en su centro de salud, la variante es predominante con un 56%. Varios hospitales también han detectado hasta el 20% de los casos atendidos con la cepa británica.

La Comunidad de Madrid sigue estudiando de cerca la evolución de las variantes del coronavirus entre los infectados por Covid en la región. De hecho ha estudiado cuatro casos de infectados de Covid que podrían ser de la temida variante brasileña que se ha mostrado capaz de reinfectar y ser más resistente a las vacunas, finalmente descartados.

El anuncio ha sido realizado por Antonio Zapatero, viceconsejero de Salud, que ha confirmado que también se está analizando un caso de variante de coronavirus procedente de Sudáfrica. Durante la ruede de prensa Zapatero anunció que se estaban estudiando estos casos pero recibió la buena noticia a su móvil de que los casos, secuenciados en el Gregorio Marañón, son negativos. «Es una buena noticia pero no quiero confiarme porque la aparición de cepa sudafricana en Galicia y Barcelona significa que puede llegar a otras regiones», aseguró Zapatero.

Las mutaciones del coronavirus en Brasil y en Sudáfrica se produjeron de manera independiente y esta semana se ha conocido una nueva mutación en la variante británica con la misma mutación que hace más peligrosas a la brasileña y la sudafricana: la E484k. Lo que confirma que es la ruta natural de SARS-CoV-2 para evolucionar. Se desconoce si estos casos que se estudian en Madrid son importados o responden a esta dinámica.

Zapatero agradeció a los servicios de microbiología de los hospitales de Madrid sus esfuerzos para secuenciar genéticamente las muestras de coronavirus sospechosas de ser variantes.