Economía

Fomento rebaja a las aerolíneas aún más las tasas tras reprocharles que no bajan precios

El ministro de Fomento anuncia que las tarifas de navegación aérea bajarán el próximo año un 12%, el triple de lo previsto.

logo
Fomento rebaja a las aerolíneas aún más las tasas tras reprocharles que no bajan precios
El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna. efe

Resumen:

El Gobierno lleva más de un año reclamando a las aerolíneas que trasladen a los clientes la rebaja de tasas aeroportuarias y de la navegación aérea de las que se están beneficiando. El Ministerio de Fomento quiere que las compañías bajen sus precios a y que repercuta los menores costes que asumen por las tasas que pagan. Y se lo ha venido pidiendo públicamente.

A pesar de las quejas, el Gobierno se dispone a aplicar una rebaja de tasas de navegación aérea mayor de la prevista. El Ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha desvelado hoy que Enaire aplicará el próximo año un recorte del 12% de las tarifas de navegación aérea de ruta, el triple de lo que hasta ahora estaba previsto.

Fomento ya anunció el pasado año las rebajas de tasas prevista para tres años: un 3 % en 2018, un 4 % en 2019 y un 5 % en 2020. Los planes del Ministerio han cambiado y acentuará la rebaja del próximo año (aunque de momento la tasa de recorte previsto para 2020 se mantiene) gracias a la “excelente evolución del tráfico aéreo” que registra España, según De la Serna.

El ministro de Fomento, que ha inaugurado en Madrid el Congreso Mundial de Gestión del Tráfico Aéreo (World ATM Congress), ha subrayado que esta rebaja de tasas mayor de la prevista “hará más competitivo el servicio de navegación europea” y “traerá beneficios” para las aerolíneas, para los aeropuertos y, en principio, también para los pasajeros.

El anuncio llega después de que ayer mismo el Ministerio de Fomento repitiera sus quejas por que las aerolíneas no están trasladando al precio de los billetes la rebaja de tasas. El toque de atención a las compañías lo dio Julio Gómez-Pomar, secretario de Estado de Infraestructuras y también presidente de Enaire (la sociedad encargada del control aéreo y la que aplicará el recorte de tarifas anunciado hoy).

El Gobierno lleva más de un año reclamando a las aerolíneas que trasladen a los clientes la rebaja de tasas aeroportuarias y de la navegación aérea de las que se están beneficiando. El Ministerio de Fomento quiere que las compañías bajen sus precios a y que repercuta los menores costes que asumen por las tasas que pagan. Y se lo ha venido pidiendo públicamente.

A pesar de las quejas, el Gobierno se dispone a aplicar una rebaja de tasas de navegación aérea mayor de la prevista. El Ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha desvelado hoy que Enaire aplicará el próximo año un recorte del 12% de las tarifas de navegación aérea de ruta, el triple de lo que hasta ahora estaba previsto.

Fomento mantenía congeladas estas tasas desde 2012 y el año pasado desveló una rebaja para tres años: un 3 % en 2018, un 4 % en 2019 y un 5 % en 2020. Los planes del Ministerio han cambiado y acentuará la rebaja del próximo año (aunque de momento la tasa de recorte previsto para 2020 se mantiene) gracias a la “excelente evolución del tráfico aéreo” que registra España, según De la Serna.

El ministro de Fomento, que ha inaugurado en Madrid el Congreso Mundial de Gestión del Tráfico Aéreo (World ATM Congress), ha subrayado que esta rebaja de tasas mayor de la prevista “hará más competitivo el servicio de navegación europea” y “traerá beneficios” para las aerolíneas, para los aeropuertos y, en principio, también para los pasajeros.

“Empujar” a las compañías para bajar los billetes

El anuncio llega después de que ayer mismo el Ministerio de Fomento repitiera sus quejas por que las aerolíneas no están trasladando al precio de los billetes la rebaja de tasas. El toque de atención a las compañías lo dio Julio Gómez-Pomar, secretario de Estado de Infraestructuras y también presidente de Enaire (la sociedad encargada del control aéreo y la que aplicará el recorte de tarifas anunciado hoy).

“Insistimos a las aerolíneas en que es importante que la rebaja de tasas se traslade al precio del billete”, subrayó el secretario de Estado. “Cada uno fija el precio que quiere pero desde Fomento estamos empujándoles para que esta reducción en las tasas se acabe trasladando al viajero”. En cualquier caso, Gómez-Pomar reconoció que la orientación de los precios “no es competencia” del Ministerio.

El Gobierno impuso hace un año una rebaja del 11% en cinco años de las tasas aéreas que cobra Aena a las aerolíneas. Y, además, Fomento dio una nueva alegría a las compañías aéreas rebajándoles también un 11,5% las tasas de navegación aérea en tres años (ahora esta rebaja se acentuará)

El Gobierno confiaba en que sendas rebajas serviría para que las compañías aéreas bajarán sus tarifas, con lo que se reforzaría el aumento de la demanda de viajeros en los aeropuertos españoles (que, en cualquier caso, el año pasado marcaron un nuevo máximo histórico con casi 250 millones de viajeros).

Las aerolíneas, no obstante, esgrimen que no se está trasladando estos menores costes en tasas al precio de sus billetes porque ha coincidido con una subida del precio del combustible, lo que ha hecho que crezcan sus costes globales. En paralelo, según varias fuentes del sector, las compañías vienen de años en que, al calor del petróleo barato, se ha estado disparando la oferta de asientos y el sector venía afrontando una guerra de precios, y ahora toca normalizar la rentabilidad.