Economía | Empresas

Ouigo mueve un 20% menos de viajeros a Barcelona y Valencia que hace uno año

El último informe de la CNMC relativo al último trimestre de 2023 refleja un descenso del número de pasajeros en las dos rutas donde compiten todos los operadores

Trenes de Iryo, Renfe y Ouigo en la estación de Chamartín-Clara Campoamor.

Trenes de Iryo, Renfe y Ouigo en la estación de Chamartín-Clara Campoamor. Adif

Ouigo, la operadora francesa ferroviaria de bajo coste, desplazó a bordo de sus trenes de los corredores de Barcelona y Valencia un 20% menos de viajeros en el último trimestre del año. La filial de la pública gala SNCF se encuentra bajo la lupa del Gobierno por su política de precios bajos. El ministro de Transportes, Óscar Puente, aseguró este lunes estar estudiando presentar una denuncia ante la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) por prácticas desleales.

El último informe trimestral disponible del regulador que preside Cani Fernández refleja ese descenso de pasajeros respecto a hace un año en las rutas que cubren los trayectos de Madrid a Barcelona (-19,7%) y de Madrid a Valencia (-20,6%). En el primero, transportó durante el último trimestre de 2023 a 0,6771 millones de pasajeros, frente a los 0,843 de hace un año. En el segundo, la cifra ha pasado de 0,3686 a 0,2926. En el conjunto de corredores donde operan varios operadores, el número de pasajeros rozó los 8,5 millones, un 29% más que en el mismo trimestre de 2022.

En el último trimestre de ese año, Ouigo controlaba un 29,1% de la cuota de mercado en la ruta Madrid-Barcelona, frente al 19,5% que tiene ahora. Por contra, Iryo, el otro competidor al margen de Renfe, ha pasado de un 4,2% de cuota de mercado a tener un 24,9%. La empresa controlada por la pública italiana Trenitalia y accionistas privados españoles ha pasado de transportar a bordo de sus trenes 0,8655 millones de viajeros frente a los 0,1212 del mismo período del año anterior. Es un incremento del 623,1%, según los registros de la CNMC.

Renfe, por su parte, ha mantenido el volumen de viajeros en 1,9285 millones, aunque debido al incremento de pasajeros en el global de la ruta, su cuota de mercado entre las marcas AVE y Avlo (de bajo coste) ha pasado de un 66,7% a un 55,5%.

En cuanto a los precios, Ouigo ofrece la tarifa media más barata con 37,43 euros, un 11,4% menos que hace un año. Iryo, en cambio, ha subido un 15% el importe medio de sus billetes hasta los 43,10 euros. Los precios del Avlo de Renfe han caído en términos interanuales un 12,4%, hasta los 43,88 mientras que los del AVE bajaron otro 19,9% y se mantienen como los más caros, con 62,39 euros de media. La rebaja de precios acumulada fue de alrededor de un 40%. 

En la ruta Madrid-Valencia, Ouigo tiene un 22,4% de cuota de mercado frente al 36% que controlaba hace un año. Por aquel entonces, Iryo apenas representaba un 0,8% de los viajeros, frente al 27% que tiene ahora. En este corredor, Avlo es la marca que más baratos ofrece su billetes, con 22,47 euros de media. Le sigue muy de cerca la operadora francesa, con 22,51 euros, que ha bajado un 2,8% su precio.

Iryo ofrece un precio medio trimestral de 25,16 euros, tras aplicar una subida del 28,6%. Y el billete de AVE de Renfe cuesta 38,27 de media, tras rebajar su tarifa un 23,4% en un año.

El descenso de pasajeros de Ouigo en la ruta de Madrid a Valencia se ve en parte compensado con la entrada en el corredor de Alicante, donde movió 0,161 millones de viajeros en el último trimestre de 2023. Fuentes de Ouigo precisan que la disminución de viajeros se debe a la rebaja en la oferta de plazas en el trayecto a Valencia, precisamente para reforzar con material rodante la ruta a Alicante. En todo caso, alegan que no es una bajada "representativa" sino coyuntural. Con esos números, Ouigo controla el 20,9% de la cuota de mercado, mientras Iryo solo tiene un 3,2%. Desde el 15 de septiembre solo opera de jueves a domingo.

La compañía gala tiene todavía pendiente su entrada en el corredor de Andalucía, donde sí que ha accedido ya Iryo. Hasta ahora, está en un proceso de adaptación de sus trenes al sistema de seguridad LZB de la línea a Sevilla. En esa ruta, Renfe controla en estos momentos un 69,8% del mercado mientras que Iryo acapara el 30,2% restante.

Hace unos días, Ouigo abrió la venta de billetes hasta el 14 de diciembre en todas sus rutas, incluyendo tres nuevos destinos: Segovia, Valladolid y Cuenca. También prevé llegar próximamente a Elche y Murcia en junio, y Córdoba, Sevilla y Málaga en el segundo semestre del año.

Beneficios desde 2024

"Lo que iba a ser únicamente una competencia sana se ha convertido en una guerra desde el primer minuto", ha dicho el ministro Puente en una entrevista en Onda Cero. "Si la compañía francesa está en la idea de perder dinero, no hay otra solución que subir los precios", ha añadido. Fuentes de la empresa alegan que "como en cualquier proyecto de estas características, es habitual en los primeros años arrojar pérdidas, pero confiamos en nuestro modelo y esperamos obtener beneficios desde 2024".

"Nuestra oferta permanente de precios bajos es una seña característica de nuestro modelo industrial, que está basado en la digitalización y en la economía de escala que nos permiten nuestros trenes de dos alturas, los de mayor capacidad del mercado, con 509 plazas. Es un modelo que busca democratizar la alta velocidad y que en Francia existe desde hace más de 10 años, donde Ouigo ha trasladado a más de 100 millones de viajeros", añaden.

La operadora trasladó hace unos días que durante sus tres años en España ha superado los 700 millones de inversión. Además, aseguró que tiene previsto pagar más de 1.000 millones de euros en cánones a Adif en los 10 años de duración del acuerdo marco de capacidad.

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar