Cumbre OTAN Madrid Cumbre OTAN en Madrid

España CUMBRE DE LA OTAN EN MADRID

El Gobierno gastó 18.113 euros en alquilar 'buggies' para la visita a La Granja de las parejas de los mandatarios

El arrendamiento de varios vehículos eléctricos con conductor corrió a cargo del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, el departamento que organizó la visita con fines promocionales

La reina Letizia, la esposa de Pedro Sánchez y las parejas de los mandatarios en la Fuente de los baños de Diana.

La reina Letizia, la esposa de Pedro Sánchez y las parejas de los mandatarios en La Granja. CASA REAL

El Ministerio de Industria, Turismo y Comercio gastó 18.113,70 euros en el alquiler de varios vehículos eléctricos tipo buggy con motivo de la visita institucional a La Granja de San Ildefonso ofrecida a los acompañantes de los líderes internacionales que participaron en la reciente cumbre de la OTAN celebrada en Madrid.

Mientras los mandatarios iniciaban oficialmente las reuniones en la mañana del pasado 29 de junio, las parejas de 15 jefes de Estado o de Gobierno (Albania, Australia, Bélgica, Chipre, Corea del Sur, Eslovaquia, España, Estados Unidos, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Macedonia del Norte, Malta, Montenegro y Turquía) y la esposa del secretario general de la OTAN hicieron turismo en el palacio segoviano con la reina Letizia y Begoña Gómez como anfitrionas. El grupo contaba con dos hombres: el marido del primer ministro de Luxemburgo y el esposo de la presidenta de Eslovaquia.

En respuesta a una solicitud de información tramitada por el Portal de la Transparencia, el departamento que dirige Reyes Maroto ha indicado que el único contrato que ha tramitado con motivo de la cumbre de la OTAN fue el relativo al «alquiler de vehículos eléctricos con conductor» con motivo de dicha visita. El servicio se encargó a la empresa toledana Bugant-Ibérica SL, especializada en el arrendamiento de buggies (automóviles de chasis ligero que se utilizan preferentemente en espacios cerrados, como campos de golf).

Con el fin de promocionar el tren de alta velocidad, el Gobierno dispuso que los invitados se desplazaran en AVE hasta Segovia, en cuya estación les esperaba un autobús para trasladarlos hasta La Granja. Allí fueron recibidos por la reina Letizia en la ‘Puerta de la escalera de nogal’, desde donde se dirigieron a conocer las fuentes de estilo versallesco inspiradas en la mitología griega y romana: la de las ocho calles, la de los baños de Diana y la de las ranas, en la que presenciaron las tres fases del sistema hidráulico. Sus juegos de agua sólo pueden verse tres días al año y en visitas especiales como ésta.

Completado el recorrido por los jardines, las parejas de los mandatarios accedieron al palacio, donde visitaron la exposición de tapices antes de tomar café en la estancia conocida como Dormitorio del rey. Después se trasladaron a la Real Fábrica de Cristales de la Granja, donde presenciaron una exhibición de vidrio soplado.

El alquiler de varios vehículos eléctricos con conductor lo costeó el Ministerio de Turismo, organizador de la visita institucional

La agenda de ese día se completó con una visita al Museo Reina Sofía, donde se exhibe -entre otras obras- el Guernica de Picasso. La empresa pública Paradores les ofreció un almuerzo en el restaurante de la pinacoteca madrileña con productos típicos de la gastronomía española, como anchoas, vieiras confitadas, zorongollo extremeño, torta del Casar, pulpo a la parrilla, buñuelos de cordero o cerezas del Jerte.

La cumbre de la OTAN -celebrada en Madrid para conmemorar el 40 aniversario de la adhesión de España a la Alianza Atlántica- ha tenido un coste para el erario de casi 50 millones de euros, según ha reconocido el Gobierno. El mayor desembolso ha sido para la construcción del espacio en el que se llevaron a cabo las reuniones en el recinto ferial de Ifema, lo que se ha cargado al presupuesto del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación.

También Interior ha tenido que hacer frente a gastos importantes. Como informó el diario 20 Minutos, el departamento de Grande-Marlaska tramitó por el procedimiento de emergencia la compra de un centenar de arcos detectores de metales, diez escáneres de inspección de paquetería, 1.050 videocámaras corporales, 40 circuitos cerrados de televisión y 6.000 cartuchos para los dispositivos electrónicos de control (las conocidas como pistolas Taser). En total, 1,9 millones de euros.

Seguridad de la cumbre

A la reunión del Consejo de Ministros de la pasada semana, el titular de Interior elevó otras dos tomas de razón de declaración de emergencia relativas tanto a la contratación de diversas dependencias para el dispositivo de seguridad en los hoteles de alojamiento de las delegaciones asistentes (100.000 euros) como a los servicios necesarios por la estancia en la Escuela Nacional de Ávila de 800 policías-alumnos que formaron parte del operativo de la cumbre (141.500 euros).

El Ministerio de Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, por su parte, no ha publicado aún en la Plataforma de Contratación del Sector Público los contratos menores adjudicados con motivo de esta cita internacional, marcada por la adhesión de Suecia y Finlandia y desarrollada en plena invasión de Ucrania por parte de Rusia.

Te puede interesar

Comentar ()