Elecciones Andalucía Elecciones Andalucía

Andalucía | España A cuatro días del cierre de campaña del 19-J

Juanma Moreno contiene el 'efecto Olona' y roba el 30% de votantes a Vox en Andalucía

Según el CIS, supone un incremento de 116.417 nuevos apoyos de los 395.978 que obtuvo la candidatura de Vox en 2018 | Moreno Bonilla alcanzaría 1,8 millones de sufragios el 19J con el resto de transvases, la segunda mejor cifra para un partido en Andalucía desde 2008

El presidente del PP-A y candidato a la reelección a la Presidencia de la Junta, Juanma Moreno (d), junto al presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo (C), y el coordinador general del PP, Elías Bendodo (I), en un mitin de Málaga.

El presidente del PP-A y candidato a la reelección a la Presidencia de la Junta, Juanma Moreno (d), junto al presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo (C), y el coordinador general del PP, Elías Bendodo (I), en un mitin de Málaga. EP

El ‘efecto Olona’ empieza a pinchar en la recta final de la campaña electoral de Andalucía. A cuatro días para que concluya el plazo para solicitar a los andaluces el voto, Vox comienza a percibir como la apuesta por la diputada en el Congreso y exsecretaria y exportavoz adjunta del grupo parlamentario, Macarena Olona, como candidata a los comicios no está saliendo como preveían en un inicio ni como vaticinaban sus encuestas internas. A finales de mayo, el partido de Santiago Abascal, de darse el escenario adecuado y con un Partido Popular andaluz (PP-A) que cometiera errores, confiaba en un ‘terremoto’ de su candidata muy por encima de las encuestas electorales. Sin embargo, los últimos sondeos publicados y la media realizada por El Independiente, con las más recientes, muestran tan solo un ligero ascenso de la derecha ultraconservadora.

Entre los planes de Vox una de las posibilidades contempladas era la victoria en Andalucía. Pero el objetivo más directo era conseguir ser determinantes para la conformación del próximo gobierno de Juanma Moreno una vez se cuente con el escrutinio definitivo este domingo. Cualquier resultado que no pase por la vicepresidencia de la Junta andaluza, aunque se prevé que Olona mejore los doce escaños obtenidos en 2018 -con una horquilla de entre 14 y 20 parlamentarios-, será un fracaso para los de Abascal. Y viendo que la candidatura del PP-A está bordeando la mayoría absoluta, a tan solo cinco escaños de margen, ese escenario empieza a alejarse progresivamente. Lo será por el despliegue realizado desde Madrid, al quemar a uno de sus principales rostros en las Cortes. Incluso por los esfuerzos a nivel europeo de apoyos como Giorgia Meloni, la presidenta del partido ultra Fratelli’d Italia que domina las encuestas italianas.

La campaña que está experimentando Andalucía, como reconocen en el propio PP nacional, no está centrada en las propuestas o en quién puede rivalizar con Moreno Bonilla. Su finalidad es determinar si podrá embarcarse en solitario en la nueva legislatura o si deberá hacerlo acompañado por Vox y con qué grado de dependencia. El debate a seis en TVE no permitió a Olona destacar y desplegar un abanico de posibilidades más allá del que habitúa. Especialmente, por la poca intencionalidad de los candidatos a interactuar con ella a excepción de Teresa Rodríguez, la líder de Adelante Andalucía. Ello, añadido a que la mayoría de seguidores de Vox no ve con malos ojos la gestión de Moreno Bonilla en la presidencia, ha premiado al popular con el denominado ‘voto útil’. A priori el cabeza de lista por Málaga ya supera la barrera de los 50 escaños y bordea la mayoría absoluta. Pero, lo más reseñable, es el transvase de voto que perciben las demoscópicas y el propio CIS.

En su última encuesta flash, el organismo público dirigido por José Félix Tezanos prevé que Vox perderá el 29,4% de su electorado en los próximos comicios. Y solo un 63% permanecerá en las filas del partido. Por el contrario, un 9,3% de los populares depositarán su papeleta en el sentido de los verdes, mientras Moreno Bonilla garantiza un 76,1% de fidelidad de voto. Esto, transformado en cifras, supone un incremento de 116.417 apoyos de los 395.978 que obtuvo la candidatura de Francisco Serrano el 2-D, y una pérdida de 69.682 para los populares; un margen positivo de 46.734 nuevos votantes. Con todo, Vox adquirirá 317.340 electores extra. 10.092 provendrán de los socialistas; 32.321 de Ciudadanos; 2.336 de Adelante Andalucía y 51.375 de ciudadanos que en los pasados comicios no tenían la mayoría de edad.

Moreno Bonilla, el más transversal

Según el CIS, el dirigente y candidato popular es el que más voto procedente de Ciudadanos, la abstención y el PSOE gana. Concretamente, de Ciudadanos añadiría un 51%, más de la mitad de sufragios naranjas: 336.411. A esa base, se suma los andaluces que en la anterior convocatoria decidieron no ejercer su derecho a voto: 564.752 de 2.602.546 totales, un 21,7%. Por último, haría cambiar de papeleta al 9,2% de los socialistas, aglutinando 92.850 votos más. El líder del PP andaluz también es la opción más valorada para los nuevos electores: 63.000 serán afines a Moreno Bonilla.

Moreno Bonilla rozaría 1,8 millones de votos en Andalucía, el segundo mejor resultado desde Chaves en2008

Ante este escenario, y teniendo en cuenta el margen positivo que el popular obtiene de Vox, la estimación de voto para el PP-A es de unos 1,8 millones frente a los 749.275 de la anterior edición. Hace falta remontarse hasta los tiempos del bipartidismo para ver una cifra de sufragios similares: en 2008 el PSOE-A de Manuel Chaves fue apoyado por 2.178.296, mientras que en 2012, Javier Arenas ganó con 1.567.207 votos. Moreno Bonilla superaría, en esta ocasión, a su antecesor en la estructura popular andaluza.

Frente a la avalancha de estimaciones del inicio de semana, el partido de Abascal y Olona mantiene la desconfianza en las encuestas. «En 2018 ni una sola vaticinó la entrada de Vox con 12 diputados en Andalucía. Ahora sabemos que fallan, que son falsas y que Vox irá mucho más allá este 19 de junio. Pronto seremos el primer partido de España», han publicado en su cuenta de Twitter.

Las valoraciones no ayudan a Olona

De los seis principales candidatos que buscan asentarse en el palacio de San Telmo, Olona es la sexta en preferencia entre los andaluces con un 3,9 sobre diez de preferencia. Moreno Bonilla lidera la tabla con un 6,28, y le sigue su vicepresidente en funciones y líder de Ciudadanos Juan Marín con un 5,19. Por debajo del aprobado están también Juan Espadas del PSOE-A (4,88), Inmaculada Nieto de Por Andalucía (4,87) y Rodríguez de Adelante Andalucía (4,55). La misma dinámica se reproduce en encuestas de carácter privado como la de DYM para 20 Minutos, con 3,4 puntos para Olona.

40dB, para El País, afirma que, frente a un 38,4% de los andaluces que consideran que Moreno Bonilla sería el mejor presidente para la región, Olona ocupa la tercera plaza con un 7,9%.

Te puede interesar

Comentar ()