«Nosotros no descartamos la moción de censura a Rajoy». Apenas tres horas después de que Pablo Iglesias haya puesto esta opción otra vez sobre la mesa, el líder de la oposición, Pedro Sánchez, ha recuperado esa posibilidad para tumbar al presidente del Gobierno.

En las horas más bajas del PP, con serias dificultades para aprobar los Presupuestos Generales del Estado y con el caso Cifuentes en el ojo del huracán, Sánchez ha insistido en que «los números» para sacarla adelante en el Congreso «son muy distintos» de los de la Asamblea de Madrid, donde la presidenta podría ser derribada con los votos de PSOE, Podemos y Ciudadanos.

«También recordaré mi propia moción de censura a Rajoy, que fue mi investidura fallida», ha asegurado en un claro reproche a Pablo Iglesias y Albert Rivera, que votaron en contra. En un encuentro con periodistas económicos retransmitido por el PSOE a través de las redes sociales, el secretario general ha insistido en su petición de que Rajoy se someta a una cuestión de confianza si no consigue sacar adelante los presupuestos. Si no consiguiera revalidar la confianza de la Cámara, Sánchez cree que el presidente del Gobierno debería convocar elecciones para que se produzca una «mayoría parlamentaria distinta que articule un Gobierno que gobierne».

A su juicio, el «ocaso de Rajoy» comenzó en su primera legislatura, cuando «dilapidó» la mayoría absoluta de la que gozaba para pasar en 2015 a sólo 123 escaños. «Las tres fuerzas políticas que podíamos liderar el cambio en torno a un denominador común como es la regeneración democrática no pudimos entendernos. Entonces se produjeron unas segundas elecciones y una investidura precisamente por una crisis ene esta casa, en el PSOE. Y tras esa investidura tenemos un Gobierno que no gobierna  porque Rajoy no tiene un proyecto político para el país, porque no puede articular mayorías parlamentarias y porque su partido está asediado por casos de corrupción por toda España, desde Murcia a Castilla y León, no sólo en Madrid, y algunos que le afectan de forma directa», ha explicado.

Pedro Sánchez pide al independentismo que se emancipe de Puigdemont

Sánchez ha insistido en su idea de formar un Gobierno de izquierdas como el portugués, «mirando a Lisboa más que a Alemania», ya que «si el PSOE no es la primera fuerza en las elecciones, PP y Ciudadanos siempre intentarán gobernar juntos».

El líder del PSOE ha reiterado que su partido hará todo lo posible para que Cristina Cifuentes no termine la legislatura como presidenta de la Comunidad de Madrid, al tiempo que ha lanzado un mensaje a los independentistas catalanes: «Tienen que emanciparse de Puigdemont«, «pasar la página de Puigdemont», para formar un Gobierno «que piense en el futuro no de una persona, sino de millones catalanes» que necesitan una buena gestión para su sanidad, la educación de sus hijos y lograr la «estabilidad económica que necesita el país para salir adelante».