Economía

Los fallos de seguridad retrasan las cinco inauguraciones del AVE previstas para 2018

logo
Los fallos de seguridad retrasan las cinco inauguraciones del AVE previstas para 2018

Resumen:

Desde hace un mes tienen lugar reuniones con periodicidad prácticamente semanal en el Ministerio de Fomento relacionadas con las “puestas en servicio” del AVE.

En al menos un encuentro De la Serna manifestó su incomprensión porque las obras en marcha no se adecúan con las puestas en servicio que el Gobierno maneja.

El presidente de Adif, Juan Bravo, rechaza los tiempos marcados desde arriba y no dará el visto bueno a cortar ninguna cinta sin que el sistema de señalización y de gestión del tráfico ERTMS esté completamente instalado.

Las cinco inauguraciones que el ministro ha apalabrado informalmente en algún momento de su mandato son Granada, el túnel de AVE Chamartín-Atocha, Burgos, Castellón y Murcia.

“Nuestra obligación es llevar la alta velocidad a aquellos lugares a los que nos hemos comprometido, pero nuestra responsabilidad es hacerlo de manera segura y no siempre se puede determinar con exactitud”, dicen en Fomento.

Desde hace un mes tienen lugar reuniones con periodicidad prácticamente semanal en el Ministerio de Fomento relacionadas con las “puestas en servicio” del AVE, es decir, las próximas inauguraciones de la alta velocidad. Todas ellas previstas para 2018 -en 2019 habrá varias elecciones-, de acuerdo con las pistas que ha ido dando el ministro Íñigo de la Serna, nombrado responsable de Fomento hace justo un año.

Algunas reuniones son de alto nivel: el ministro, secretarios de Estado y secretarios generales del ministerio, empezando por el de Infraestructuras (Manuel Niño) y los presidentes de Renfe, Adif e Ineco (Juan Alfaro, Juan Bravo e Isaac Martín Barbero), así como otros directivos de estas empresas públicas. Otras son a nivel técnico. Y en al menos un encuentro De la Serna manifestó su incomprensión porque las obras en marcha no se adecúan con las puestas en servicio que el Gobierno maneja.

Las infraestucturas problemáticas

Pinche para ver los problemas

Aunque la web de Adif-Alta Velocidad nunca arriesga con los tiempos y habla de líneas “en construcción”, la hemeroteca no falla: la prensa local y regional recoge algunos anuncios de De la Serna cuando visita las obras en marcha (al igual que hacían sus predecesores). Y en las cinco inauguraciones previstas para el año que viene hay problemas, y casi todos tienen que ver con la seguridad.

Tienen lugar reuniones casi semanales en Fomento sobre las puestas en servicio

De la Serna ha heredado de Ana Pastor una compleja red de alta velocidad en construcción con muchos problemas. Pastor dejó casi todo el mapa inacabado y enfangado en múltiples conflictos con UTEs y subcontratas por los temidos modificados de obra (sobrecostes). Las obras avanzan, varias de ellas a buen ritmo. Pero siempre de acuerdo con las personas consultadas, el presidente de Adif, Juan Bravo, rechaza los tiempos marcados desde arriba y no dará el visto bueno a cortar ninguna cinta sin que el sistema de señalización y de gestión del tráfico ERTMS esté completamente instalado. Unidos Podemos pide la dimisión de Bravo por su probable imputación en la Operación Lezo.

A Fomento no le queda otra que aceptarlo. El recuerdo de Angrois sigue vivo, añaden las fuentes. Las cinco inauguraciones que el ministro ha apalabrado informalmente en algún momento de su mandato son Granada, el túnel de AVE Chamartín-Atocha, Burgos, Castellón y Murcia.

Adif rechaza dar el visto bueno a cortar cintas sin la instalación del ERTMS

El ERTMS es el nudo gordiano. Pero en el Gobierno apuntan a muchos otros factores. “Teniendo en cuenta la complejidad de este proceso y la cantidad de partes ajenas al ministerio que influyen en él, no solemos dar plazos de puesta en servicio de líneas”, aseguran en Fomento. “Nuestra obligación es llevar la alta velocidad a aquellos lugares a los que nos hemos comprometido, pero nuestra responsabilidad es hacerlo de manera segura y no siempre se puede determinar con exactitud”, reconocen portavoces del ministro.

Discusiones también en Ineco

Adif es la firma pública más implicada en las puestas en servicio al ser propietaria de la infraestructura. Y las prisas por inaugurar también repercuten en la ingeniería pública Ineco (así como muy poco en Renfe, que opera los trenes). “Adif plantea a Ineco plazos inabordables”, revela un empleado. “Son plazos políticos, no técnicos, y muchos llegan por la vía urgente. Además no se trata de incrementar el personal. A veces un estudio específico solo lo pueden hacer uno o muy pocos expertos, como un informe geológico”. Las encomiendas de gestión de Adif a Ineco se han disparado, especialmente en 2016, cuando el Ejecutivo estuvo en funciones la mayor parte del ejercicio.

“Lo que sabemos es cuándo terminan las obras”, agregan en Fomento. “Y lo sabemos porque es algo que depende de Adif”. Pero concluir las obras no significa que el servicio esté a punto: se necesitan varios meses de prueba. Así están las cinco líneas que Fomento quiere abrir en 2018:

1.- Granada. El caso más sangrante. Ya se superan los 960 días sin tren por las obras del AVE y para llegar a la capital hay que viajar en alta velocidad hasta Antequera (Málaga) y de ahí coger un autobús que fleta Renfe. La primera vez que la alta velocidad iba a llegar fue en marzo de 2015 y los granadinos esperan todavía el momento. En febrero De la Serna habló de 2018: el ministerio ahora elude dar cualquier fecha. Se supone que las obras deberían de finalizar este 30 de noviembre y nadie ha dicho lo contrario en público: pero las obras continúan en la Variante de Loja, el tramo en el que Adif más ha penado: tuvo que ser replanteado en su día por la presencia de bolsas de agua fulgurosa. En Ineco la califican en broma como la “invariante de Loja”. El secretario de Estado Manuel Niño declaró en octubre en el Congreso que las obras están al 96%.

2.- Tercer túnel de la risa Atocha-Chamartín. El letargo del túnel del AVE entre las dos terminales ferroviarias más importantes de Madrid sería histórico, de no ser porque su repercusión, de momento, no es para tanto: impide a los trenes de alta velocidad viajar hacia la meseta castellana, adonde solo llega el AVE por ahora a Valladolid, Zamora, Palencia y León. Pero el retraso del tercer túnel de la risa (ya existen el de Cercanías y el de la red convencional) es monumental. En 2009 el ex ministro José Blanco vaticinaba que estaría listo en 2011. El 31 de octubre De la Serna confirmó que las obras estaban al 96% (mismo porcentaje que Granada). Costará un total de 289 millones de euros… de momento.

3.- Burgos. Cuando todo el mundo hablaba de las obras entre la capital burgalesa y Vitoria como primera fase de la Y Vasca… resulta que la vía se hunde a la altura de Palenzuela (en el Cerrato palentino), antes de dar tiempo siquiera a estrenar el AVE en Burgos procedente de Venta de Baños. El Diario de Burgos y El Diario Palentino se han hecho eco de ello, y ambas cabeceras locales informan de que Adif busca soluciones al movimiento de la plataforma (por la que aún no pasan trenes). El Administrador de Infraestructuras ya ha anunciado que contratará una consultora que busque una solución al deslizamiento de 45 milímetros anuales de la plataforma. Sin la circulación de los trenes, este corrimiento ha deformado la vía, la electrificación y las canalizaciones. Quién sabe si el AVE llegará a estar listo para antes del verano, como el ministro declaró la última vez.

Granada ya supera los 960 días sin tren por culpa de las interminables obras de la línea

4.- Castellón. Uno de los tramos en marcha que menos contratiempos debería de presentar para su apertura, aunque Fomento rehúsa insistentemente indicar una fecha concreta toda vez que asegura que el servicio abrirá en 2018. En teoría las obras finalizaron en marzo y ahora están en la fase técnica de puesta a punto. El diputado socialista por Castellón Artemi Rallo ha criticado no obstante la ausencia de una fecha y sospecha que puede haber “un nuevo incumplimiento del Gobierno, cuyos portavoces habían asegurado en los últimos tiempos que la entrada en servicio de la línea Valencia-Castellón se produciría antes de que termine 2017”.

5.- Murcia. La única puesta en servicio del AVE con una fecha concreta es Murcia. Será en marzo de 2018. Los problemas técnicos están razonablemente bien encarados. ¿Qué puede salir mal aquí entonces? Todo, si bien nada por razones técnicas. Murcia conoce desde hace 25 años una reivindicación vecinal histórica pro soterramiento de las vías del tren, ya que 100.000 vecinos de los barrios del sur viven aislados a merced de peligrosos pasos a nivel; la llegada del AVE, que lo iba a solucionar todo, lo empeoró por momentos (Ana Pastor anuló el soterramiento). En septiembre la tensión estalló en un conato de revuelta, con cortes de vía, cargas, destrozo de material, detenidos y manifestaciones que muchos ya ni recordaban en Murcia, y el Gobierno cedió y ha terminado prometiendo que el AVE va a estar soterrado en los próximos años.

Murcia es la primera ciudad española que, lejos de aceptar el AVE, se rebela contra sus daños colaterales: la protesta continúa porque el soterramiento ahora implica que el AVE va a llegar en superficie. Y como sobre el tren planeará una catenaria de 25.000 voltios y 50 hercios Adif va a instalar un muro con pantallas de metacrilato que se carga los ya de por sí peligrosos pasos a nivel a cambio de aislar completamente a los siete barrios del sur del resto de la ciudad. La Plataforma pro Soterramiento sigue activa.