Economía a pesar de tener las fronteras cerradas

España dispara los ‘casos importados’ de Covid a unos días de que vuelvan los turistas

Fernando Simón cifra en 104 los positivos venidos del exterior en una semana y reconoce que con la reactivación de los viajes el “riesgo más importante provendrá de casos importados”.

Pasajeros con mascarillas en un aeropuerto. EFE

España se prepara para reabrir sus fronteras y reactivar su turismo internacional tras tres meses con las fronteras cerradas por el estado de alarma. El levantamiento de las restricciones de los controles de fronteras para viajeros internacionales se producirá con carácter general el próximo 1 de julio, pero ya el próximo lunes arranca un proyecto piloto que adelanta la reapertura en Baleares y que traerá hasta 10.900 turistas alemanes en dos semanas.

“El riesgo más importante provendrá de casos importados” una vez que se levanten las restricciones a la movilidad internacional, reconoce Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES). España ha recibido en el último mes 104 casos de positivo de Covid-19 procedentes del exterior, según el registro oficial del Ministerio de Sanidad, a pesar de que las fronteras estaban cerradas.

Desde que está en vigor el estado de alarma la entrada a España desde el exterior está reservada con carácter general sólo a españoles, residentes en España, trabajadores transfronterizos y viajeros con motivos de trabajos concretos temporales. A pesar de las restricciones, se han detectado más de un centenar de casos importados sólo en la última semana: 104 casos registrados entre el 5 y el 11 de junio, según confirman fuentes ministeriales.

Según ha desvelado Simón, la mayor de los positivos procedían de países de alto riesgo, en Latinoamérica o Estados Unidos, pero con todo el derecho a realizar el viaje dentro de las condiciones impuestas. El director del CCAES también ha apuntado que hace varias semanas se detectó un “número pequeño” de inmigrantes en pateras como caso importado.

«Tal vez algún día seamos un país que vivamos de la ciencia, pero ahora mismo vivimos del turismo», dice Simón

Simón ha subrayado ha tranquilizado sobre los casos importados hasta ahora porque existen “mecanismos claros de control”. Desde el Gobierno se reconoce que la apertura de las fronteras supone un riesgo de que aumenten los contagios, pero se han articulado una veintena de protocolos para los subsectores del negocio turístico con medidas de seguridad sanitaria para contenerlos

“Tal vez algún día seamos un país que vivamos de la ciencia, pero ahora mismo somos un país que vivimos del turismo en un porcentaje muy importante”, ha apuntado Simón para avalar que no se retrase más allá de julio la reapertura del turismo.

El lunes llegan los primeros turistas alemanes

España recibirá desde el lunes sus primeros turistas extranjeros tras meses de parón total. De momento es una prueba, serán sólo turistas alemanes y llegarán sólo a Baleares en un proyecto piloto que servirá para poner a prueba las medidas de seguridad sanitaria y los nuevos protocolos en los viajes de cara a la gran reapertura de las fronteras al turismo internacional que se producirá el 1 de julio.

El Gobierno ha autorizado el proyecto piloto diseñado por el Govern balear para permitir la llegada al archipiélago de un máximo de 10.900 viajeros alemanes desde el 15 de junio. Durante dos semanas las aerolíneas TUIfly, Lufthansa, Eurowings y Condor operarán 47 vuelos entre ciudades alemanas y Baleares (38 con Mallorca, ocho con Ibiza y sólo uno con Menorca), según se recoge en la orden publicada hoy por el Ministerio de Sanidad en el Boletín Oficial del Estado (BOE),

El Gobierno establece once “corredores turísticos seguros” entre ciudades alemanas y las tres islas. Para participar en el proyecto piloto Baleares y los lander alemanes de origen tienen que tener una situación epidemiológica del Covid-19 similar, con menos de nueve casos por cada 100.000 habitantes durante siete días consecutivos.

Sólo habrá vuelos entre las tres islas baleares que participan y Frankfurt, Hamburgo, Dusseldorf, Stuttgart y Hanover. Los aeropuertos de origen y destino, y las compañías aéreas que operarán los vuelos deben acreditar que cumplen ya con las recomendaciones de medidas ‘anti-covid’ de la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA).

El Gobierno quiere controlar de cerca cómo se desarrolla el proyecto piloto para evitar sobresaltos con eventuales casos importados de Covid o contagios y para testar de manera continua si los protocolos de seguridad sanitaria en aeropuertos, hoteles o playas funcionan. El Ministerio de Sanidad ha creado una suerte de comité de crisis que se reunirá cada dos para monitorizar el proyecto de manera permanente y que debe tomar posibles decisiones por consenso.ç

Un comité de seguimiento que, además de por el propio Ministerio de Sanidad comandado por Salvador Illa, estará integrado por representantes del Ministerio de Asuntos Exteriores, de la Secretaría de Estado de Turismo dependiente del Ministerio de Industria, del gestor de los aeropuertos Aena, y de las autoridades sanitarias y turísticas del Govern de Baleares.

El Gobierno y el Govern regional harán una “monitorización de turistas en destino” para garantizar que se puede hacer “seguimiento, identificación y aislamiento” de posibles casos de Covid entre los 10.900 viajeros alemanes. Los turistas que participan en el proyecto piloto no tendrán que guardar la cuarentena forzosa de 14 días a la que están obligados todos los viajeros que llegan a España desde el extranjero (una medida que con carácter general se mantendrá hasta el 1 de julio en el país), pero todo ellos estarán controlados durante su estancia.

Los turistas que participen en estos viajes de prueba deberán rellenar formulario de salud pública antes de la llegada, deberán acreditar tener vuelo de ida y de vuelta y probar dónde estarán alojados (la estancia mínima es de cinco noches). A los viajeros se les tomará la temperatura en el aeropuerto y se les realizará pruebas sanitarias a su llegada si se considera oportuno, se les realizará un seguimiento durante su estancia con llamadas telefónicas para garantizar que todo está en orden y que su estado de salud es normal, y recibirán mensajes en sus teléfonos móviles con las medidas de seguridad y los números de emergencia.

Comentar ()