España

Sánchez insiste en que no habrá referéndum: "El derecho a la autodeterminación no existe"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante el anuncio de los indultos en el Palacio de la Moncloa.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante el anuncio de los indultos en el Palacio de la Moncloa. EFE

«Un referéndum de autodeterminación llevaría a un socavamiento aún mayor de aquello que yo trato de restaurar en Cataluña, que es la convivencia». Pedro Sánchez ha sido tajante en su ‘no’ a pactar un referéndum con el independentismo catalán como siguiente paso a la aprobación de los indultos a los nueve líderes independentistas condenados por el 1-O. «El derecho a la autodeterminación tal y como lo define el nacionalismo catalán no existe dentro del encaje constitucional», ha insistido. Además, ha advertido en una entrevista para La Sexta que, si los dirigentes excarcelados vuelven a desafiar al Estado y declarar unilateralmente la independencia, el Gobierno «volverá a aplicar la ley», aunque ha esquivado la pregunta de si aplicaría en ese caso el artículo 155 de la Constitución.

Pedro Sánchez ha sido entrevistado este jueves por Antonio García Ferreras en la que ha sido la primera cita televisiva del jefe del Ejecutivo tras la aprobación de los indultos a los líderes independentistas encarcelados por el procés y de la reunión en Moncloa con el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès. El periodista de La Sexta ha interrogado a Sánchez por cuestiones que han ido desde la tramitación de los fondos europeos hasta las líneas maestras de la negociación con el independentismo catalán, después de que ayer el presidente del Gobierno asegurase en el Congreso que «jamás» aceptaría un referéndum de autodeterminación para Cataluña. «Denos tiempo», retaba el portavoz de ERC, Gabriel Rufián.

El presidente del Gobierno ha enmendado en la citada entrevista a la vicepresidenta primera, Carmen Calvo, que tan sólo horas antes había dejado abierta la puerta a la celebración de un referéndum consultivo en Cataluña. «Todo lo que pueda estar en el marco de la legalidad constitucional forma parte de la política de nuestro país», justificaba. Y no ha sido la única. También el ministro de Política Territorial, Miquel Iceta, ha defendido este jueves la posibilidad de votar en un referéndum «un gran acuerdo sobre autogobierno, financiación y participación de las comunidades autónomas en el diseño de las políticas del Estado».

Preguntado por estas declaraciones, Sánchez ha instado a no hacer «interpretaciones» sobre las palabras de sus ministros y ha descartado en todo caso la vía unilateral. «Si vivimos juntos, decidimos juntos», insistía, al tiempo que subrayaba que su objetivo en la presente legislatura es la de «iniciar un camino de reparación y recuperación de la convivencia» en Cataluña frente a la fórmula que presentó el PP y que «fracasó» en la región. No obstante, ha lanzado una advertencia al presidente de la Generalitat, al que ha pedido «abrir un diálogo» con «la otra parte de la sociedad catalana» que no está de acuerdo con la hoja de ruta independentista y que puede quedar «invisibilizada». En esta línea, Sánchez ha descartado también permitir la vuelta a España de Carles Puigdemont porque «las leyes están para cumplirlas».

«Aznar es puro rencor y pura soberbia»

El presidente del Gobierno ha cargado duramente contra el ex jefe del Ejecutivo, José María Aznar, quien hace unos días acusó al PSOE de haber llegado al poder en 2004 «utilizando los atentados del 11-M» y en 2018 gracias a «separatistas y ex terroristas». «El señor Aznar es puro rencor y es pura soberbia», atacaba Sánchez, quien ha recordado que el ex líder del PP «no ha pedido perdón por involucrar a España en una guerra cruel» ni por «mentir a España con fines electorales claros», en alusión al ataque terrorista del 11 de marzo de 2004.

También ha mencionado en varias ocasiones al jefe de filas del PP, Pablo Casado, por encabezar una oposición que «se ha echado al monte» y que pronuncia un discurso que «tiene el copyright del señor Aznar». He hecho de nuevo un llamamiento a los populares a desbloquear los órganos constitucionales como el Consejo General del Poder Judicial o el Tribunal de Cuentas, y ha instado a Casado a entender «cuál es su posición» porque, de lo contrario, «se quedarán cada vez más solos».

Sin elecciones a la vista

El presidente del Gobierno ha insistido en que no habrá adelanto electoral y que las próximas generales se celebrarán en el año 2023. «Tenemos que recuperar la normalidad y acostumbrarnos a que las legislaturas duran cuatro años», pronunciaba Sánchez, que también ha descartado, al menos de momento, ejecutar cambios de calado en la composición del Consejo de Ministros a la vuelta del verano. «No es mi prioridad», insistía. Ha asegurado que el Gobierno trabaja ya en la elaboración de los Presupuestos de 2022, para los que tratará de cerrar de nuevo el apoyo de sus socios de investidura, incluido ERC.

Te puede interesar

Comentar ()