Economía

Ryanair, líder absoluto en la España del boom del turismo

logo
Ryanair, líder absoluto en la España del boom del turismo
Aviones de la aerolínea irlandesa Ryanair.

Aviones de la aerolínea irlandesa Ryanair. Ryanair

Resumen:

Ryanair amplía su liderazgo en España y aumenta las distancias con sus inmediatos rivales. Transportó un total de 34,6 millones de pasajeros en España en 2016, lo que supone un fuerte incremento del 14%, el mayor crecimiento de las principales aerolíneas del país.

 

Vueling ha moderado su crecimiento en la segunda mitad del año, después del caos operativo que le obligó a cancelar centenares de vuelos y que dejó en tierra a miles de pasajeros. La filial de IAG ha conseguido crecer un 10,1%, hasta superar los 22,6 millones de viajeros en España.

El grupo Iberia alcanzó los 18,2 millones de viajeros en 2016, un 9,3%, sumando el tráfico tanto de Iberia como de su filial de bajo coste Iberia Express, con la que se reparte sus rutas domésticas y europeos y con la que opera de manera plenamente ente coordinada.

La low cost británica easyJet ha acelerado su crecimiento en España con la apertura de nuevas rutas y de una base de operaciones en Barcelona, y eleva su cifra de viajeros un 7,7%, hasta los 13,8 millones de usuarios.

Ryanair aterrizó en España en diciembre de 2002 con un vuelo entre Girona y Fráncfort. Hoy la compañía de bajo coste vuela a 25 aeropuertos españoles, cuenta con más de 500 rutas en el país, y es desde hace seis años la mayor aerolínea del mercado español.

Un liderazgo que sigue ampliando año tras año y aumentando las distancias con sus inmediatos rivales. El gigante low cost transportó un total de 34,6 millones de pasajeros en España en 2016, lo que supone un fuerte incremento del 14%, el mayor crecimiento de las principales aerolíneas del país.

La compañía irlandesa se convierte así en la que mejor está aprovechando el boom del turismo que vive España –con récord en llegadas de viajeros internacionales y en plena recuperación de la demanda del turista nacional- y lo hace en un año en el que los aeropuertos españoles marcaron un nuevo máximo histórico, con más de 230 millones de pasajeros.

Ryanair ha convertido España en uno de los grandes polos de expansión en los dos últimos ejercicios –tras un frenazo en su crecimiento por la subida de tasas de Aena- y pretende seguir ganando cuota hasta controlar en torno a un 25% de todo el tráfico aéreo del país en el plazo de cuatro años.

Ryanair abre brecha con sus más directos rivales. Vueling ha moderado su crecimiento en la segunda mitad del año, después del caos operativo que le obligó a cancelar centenares de vuelos y que dejó en tierra a miles de pasajeros. A pesar de la reorganización de su operativa, que le ha llevado a reducir vuelos, la filial de IAG ha conseguido crecer un 10,1%, hasta superar los 22,6 millones de viajeros en España.

El grupo Iberia alcanzó los 18,2 millones de viajeros en 2016, un 9,3%, sumando el tráfico tanto de Iberia como de su filial de bajo coste Iberia Express, con la que se reparte sus rutas domésticas y europeos y con la que opera de manera plenamente ente coordinada. La low cost británica easyJet ha acelerado su crecimiento en España con la apertura de nuevas rutas y de una base de operaciones en Barcelona, y eleva su cifra de viajeros un 7,7%, hasta los 13,8 millones de usuarios.

Norwegian es con diferencia la aerolínea que más crece en el mercado español, y lo lleva siendo desde hace más de un año gracias a su apuesta por nuevas conexiones, incluidas rutas domésticasNorwegian ha disparado su tráfico un 29,8%, alcanzando los 6,8 millones de viajeros y sumando casi 1,6 millones de pasajeros adicionales en sólo un año.

logo
Theresa May, las elecciones anticipadas y la reacción de los inversores