Este martes Pablo Casado, Pablo Iglesias, Pedro Sánchez y Albert Rivera se han visto las caras por segunda vez, esta vez en Atresmedia. El debate, moderado por los periodistas Vicente Vallés y Ana Pastor, se estimaba como la última oportunidad de los candidatos de cara a la captación del votante indeciso, -de hasta el 25,3% según el CIS-, y crucial por la inminente apertura de las urnas.

La tensión entre los candidatos podía cortarse prácticamente con cuchillo, pero ya estaba ahí Twitter para quitar hierro al asunto y tratar de poner su particular toque de humor a la segunda vuelta del debate electoral.

Esta vez, uno de los momentos más destacados para los tuiteros ha sido el intercambio de documentos entre Sánchez y Rivera. Así, cuando el líder de Cs le ha mostrado a Sánchez «un libro que nunca ha leído» refiriéndose a su tesis doctoral, el presidente del Gobierno ha ofrecido a Rivera el libro ‘Santiago Abascal: la España vertebrada», de Fernando Sánchez Dragó.

Albert Rivera ha sido de nuevo el gran protagonista en redes sociales. El candidato de Ciudadanos ha vuelto a protagonizar momentos en el segundo round del debate que se han convertido en auténtica carne de meme en Twitter al repetir la técnica de utilizar cartelería y recursos gráficos que ya le funcionó en la primera vuelta para apoyar sus intervenciones, especialmente a la hora de cargar contra Sánchez.

Iglesias ha mantenido también el tono conciliador que caracterizó su discurso en la primera vuelta, llegando a pedir «educación» al resto de líderes a la hora de intervenir.

Casado y Sánchez tampoco se han librado de protagonizar algunos de los cientos de memes lanzados en redes sociales durante el debate decisivo de Atresmedia, cuyo denominador común continúan siendo el ingenio y el humor.