España

Podemos hace la vista gorda con Leopoldo López igual que el PSOE con los ataques al Rey

Parece que Iglesias no estaba informado del encuentro con el opositor venezolano al que Unidas Podemos califica de "golpista" y "extremista"

Leopoldo López

Pacto de no agresión política. La reciente fuga del opositor venezolano Leopoldo López a España y la reunión que en la tarde de ayer mantuvo con el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, podría ser motivo de discrepancia, y profunda, entre los socios de Gobierno. De todos es sabido la posición de Unidas Podemos respecto a López, a quien no dudan en calificar de «golpista» y «extremista», amén de los vínculos que tienen los morados desde hace tiempo con el régimen bolivariano de Nicolás Maduro.

Pero la cita de Sánchez y López es respondida desde vicepresidencia segunda con un «máximo respeto a las discrepancias». Agregan que «el presidente es Sánchez», dando legitimidad a su agenda política, y comparan la situación con las profundas diferencias que mantienen PSOE y Unidas Podemos respecto a la Corona y al Rey. Así, mientras los socialistas salen en defensa del pacto constitucional, no dejan de justificar la posición proactiva de su socio de Gobierno a favor de la República , apelando en muchas ocasiones a la «libertad de expresión» de los miembros del Consejo de Ministros.

Sánchez lo recibió como líder del PSOE y no como presidente del Gobierno

También es cierto que Sánchez se ha cuidado muy mucho de recibir al opositor venezolano en calidad de presidente del Gobierno para hacerlo como secretario general del PSOE al elegir al sede federal de su partido, en la madrileña calle de Ferraz y no en su despacho de Moncloa. El partido de López, que es el mismo que el de Juan Guaidó, Voluntad Popular, pertenece, como el PSOE, a la fran familia política de la Internacional Socialista.

Sin embargo, parece que Iglesias no estaba informado del encuentro y eso que en la noche del pasado lunes ambos dirigentes tuvieron ocasión de hablar varias veces puesto que se intercambiaron distintas llamadas telefónicas para poder cerrar, al filo de las once de la noche, el proyecto de Presupuestos Generales del Estado, que oficializaron en la mañana de ayer en un acto conjunto. De hecho, el documento con el que posaron al inicio de sus respectivos discursos desde Moncloa no contenía mención a los acuerdos de última hora sobre la agilización para la concesión del Ingreso Mínimo Vital (IMV) y el control de los precios de alquiler.

La entrevista de Sánchez con López la dio a conocer el PSOE al filo de las cuatro y media de la tarde a través de un mensaje de Twitter, donde expresaba su deseo de que el pueblo venezolano encuentre «una vía pacífica, porque debe sufrir lo mínimo» y decían apostar por «una solución política». Podemos no ha hecho ninguna mención a este encuentro en las redes sociales, similar al silencio sepulcral que mantuvo cuando se supo que López había volado a España, donde residen su esposa, hijos y padres.

En vicepresidencia aducen que lo que ahora les importa «es el acuerdo sobre el IMV y los alquileres» y de eso sí han hablado en las redes sociales, hasta el punto de afirmar que han luchado «a brazo partido» contra el PSOE para imponer sus tesis y «dejado la piel hasta lograr introducir partidas en estos Presupuestos que mejoren las condiciones de vida de la gente».

Por su parte, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, presenta hoy los Presupuestos Generales del Estado para 2021 en el Congreso de los Diputados, donde hará entrega de los mismos a la presidenta de la Cámara Baja, Meritxell Batet. Pero con anterioridad, el secretario de estado de Derechos Sociales y secretario de Economía de Podemos, Nacho Álvarez, ha convocado una reunión informativa con la prensa para explicar las líneas generales del proyecto presupuestario.

Comentar ()