Internacional ENTREVISTA| ALDO OLCESE, EMPRESARIO Y ECONOMISTA

Habla el español más condecorado por Marruecos: "Argelia no es un ejemplo para Occidente"

Aldo Olcese E.I.

Es uno de los mayores conocedores de las relaciones hispano-marroquíes, hoy “ejemplares”, tras una grave crisis diplomática que hace tan solo trece meses provocó episodios tan oscuros como la llegada a nado de miles de migrantes a Ceuta. Aldo Olcese celebra el nuevo curso de los lazos bilaterales, tras el histórico cambio de posición del Gobierno español en el largo contencioso del Sáhara Occidental y el controvertido apoyo a las tesis del plan de autonomía marroquí.

“Mi opinión es muy favorable a lo que el Gobierno ha hecho. Creo que era un momento muy oportuno para hacerlo”, comenta Olcese en una entrevista con El Independiente. El economista y empresario, nacido en Tetuán, es el ciudadano español más condecorado por Marruecos. Fue nombrado Oficial de la Orden del Trono por Hassan II y Comendador de la Orden del Trono por su hijo Mohamed VI.

Una cercanía al país vecino desde la que habla este prolífico doctor en Economía Financiera y académico numerario de la Real Academia de Ciencias Económicas y Financieras (RACEF). “La situación creada por la guerra de Ucrania ha obligado a todos los actores internacionales de una cierta consistencia, como puede ser España, a definir bien sus posicionamientos en relación con las alianzas de los países implicados y eso también incluye a Marruecos y Argelia”, arguye.

Marruecos y España reanudan sus conexiones marítimas

Hay momentos en la vida en los que uno se ve obligado a definirse. España ha optado por Marruecos

Presión de Estados Unidos

“También ha ayudado que Estados Unidos haya pedido a sus aliados que aclaren sus posiciones cruzadas. Y eso también explica que España haya tenido que privilegiar las relaciones con Marruecos a las relaciones con Argelia. Hay momentos en la vida en los que uno se ve obligado a definirse. Muchos países jugaban hasta ahora un doble juego, pero la guerra ha obligado a todo el mundo a a tener claras cuáles son las cartas con las que va a jugar en la baraja”, desliza Olcese, abiertamente partidario de la senda que ha tomado el PSOE, por muchas tensiones que haya causado en el Gobierno de coalición y mucha soledad parlamentaria que haya exhibido su decisión unilateral y polémica.

“La elección es Marruecos y para mí no hay ninguna duda porque en el platillo de la balanza del lado de Argelia lo único que pongo es ser un suministrador de gas menguante. Hace unos años era el 80% de nuestro suministro de gas. Y ahora supone el 20%. Y digo afortunadamente porque Argelia no es un gran ejemplo para el mundo occidental. Es el gran aliado de Rusia, el mayor en el contexto internacional. Y esto no me lo digo yo ni se lo inventan Albares ni Sánchez. Esto lo saben en cualquier cancillería medianamente ilustrada del mundo. Lo deseable es que el gas argelino fuese cercano a cero, igual que el flujo de gas procedente de Rusia a los países europeos”, agrega el empresario.

Lo deseable es que el gas argelino fuese cercano a cero, igual que el ruso

Olcese confía en las bondades que esperan ahora a España tras el restablecimiento de las relaciones. “Obviamente hay una cooperación en ciernes y mucho más estrecha de la que había en el pasado”, advierte, esperanzado en la firma de un nuevo tratado de cooperación y amistad “en un plazo razonablemente breve”. “Se va a potenciar el lado económico. España tiene 2.000 empresas. El apoyo español a las tesis del Sahara debería redundar en que en las licitaciones públicas en las cuales hemos estado tradicionalmente muy castigados, las empresas españolas sean favorecidas por el gobierno marroquí. Eso debería suceder y va a suceder”.

Hub energético con ayuda de Rabat

A juicio del economista, la crisis abierta con Argelia no va provocar la renuncia de España a convertirse en un nudo energético europeo en detrimento de Italia, que en los últimos meses ha cerrado importantes acuerdos gasísticos con Argel. Alemania también ha ido en su búsqueda. “España va a hacer valer su posición como país regasificador, con sus siete plantas regasificadoras. Será un canalizador muy adecuado del gas que viene de Estados Unidos, que es tremendamente competitivo y que además proviene de un suministrador mucho más fiable que Argelia, mucho más seguro y además aliado de verdad y sincero”.

Mientras la relación con Marruecos o Argelia se utilice como arma arrojadiza entre los partidos políticos españoles, será difícil llevar una política bilateral sana

Para Olcese, en esta nueva partida Rabat contribuirá al supuesto nuevo papel de España gracias “a un cable de interconexión muy potente y que servirá de suministro a Europa, sino también a otros países europeos que se verán gradualmente inclinados a disminuir sus suministros de gas tanto de Argelia como de Rusia”. «Al gas americano regasificado en España y exportado a Europa se le añadirá la electricidad nuclear producida en Marruecos y distribuida a Europa por el cable de interconexión marroquí a la península. El binomio energía nuclear y gas de regasificación para Europa a través de España será el principio de una independencia energética europea fiable sin dependencias de Rusia ni de Argelia».

Argelia, por su parte, ha relanzado conversaciones con Níger y Nigeria para recuperar el proyecto de un gasoducto transahariano (TSGP) que conectaría el yacimiento de Warry (Nigeria) con el de Hassi R´Mel, el mayor de Argelia, y supondría un suministro de gas natural directo hacia Europa a través de Medgaz (España) y el Transmed (Italia).

Entusiasmado con el renacer de los lazos con la monarquía alauí, el empresario critica el uso político de la política exterior. “Siempre se utiliza en clave de política interna por los partidos políticos y, por lo tanto, nunca hay una pax duradera en las relaciones bilaterales tanto con Argelia como con Marruecos”. “Mientras la relación con Marruecos o Argelia se utilice como arma arrojadiza entre los partidos políticos españoles, será difícil llevar una política bilateral sana y construida sobre postulados de durabilidad y de no confrontación”.

“No puedo comprender bien, por ejemplo, cómo un partido político como el Partido Popular puede estar defendiendo al Frente Polisario frente a Marruecos en estos momentos. Una organización que tiene todavía que rendir cuentas de 315 ciudadanos españoles que murieron a manos de sus atentados”, opina.

Marruecos, candidato a ingresar en la OTAN

Los marroquíes residentes en España son buenos embajadores de Marruecos

En su opinión, “Marruecos puede demostrar que dentro de este plan nuevo existe una nueva línea de cooperación respecto a la situación de Ceuta y Melilla. Creo que van a quedar muy bien cubiertas y nuestros intereses muy bien defendidos, porque va a convertirse en una relación bilateral, no entre Marruecos y España, sino entre Marruecos y la Unión Europea. La cuestión de la OTAN va a quedar superada pronto porque no me extrañaría que Marruecos iniciara una candidatura para su pertenencia a la OTAN. Puede ser una de las novedades con las que nos encontremos próximamente”.

Para Olcese es, en cualquier caso, tiempo de curar las heridas y pasar página. “Hay un millón de residentes marroquíes en España. Son una fuerza de trabajo que funciona y que lleva años integrada en nuestra sociedad. Hay una parte importante de la opinión pública que ve con simpatía esta presencia. Hacen labores importantes y delicadas en el campo, el servicio doméstico y la construcción. Creo que son buenos embajadores porque hay mucha gente que les aprecia”, concluye.

Te puede interesar

Comentar ()