Economía

Iberia aterriza con su nuevo Puente Aéreo en las estaciones del AVE

La aerolínea llena de publicidad de su mítica ruta las estaciones de Madrid-Atocha y de Barcelona-Sants.

logo
Iberia aterriza con su nuevo Puente Aéreo en las estaciones del AVE
Campaña publicitaria del Puente Aéreo de Iberia en las estaciones del AVE.

Campaña publicitaria del Puente Aéreo de Iberia en las estaciones del AVE. Iberia

Resumen:

Iberia lleva su nuevo Puente Aéreo a la casa del mayor de sus rivales. La aerolínea ha llenado de publicidad de su mítica ruta entre Madrid y Barcelona las estaciones a las que llega el AVE en ambas ciudades.

Iberia, que ahora explota el Puente Aéreo en alianza con Vueling, ha colocado publicidad de su producto en los taxis que dan servicio en las estaciones de Madrid-Atocha y de Barcelona-Sants, así como en mobiliario urbano en las proximidades de ambos centros ferroviarios.

“Iberia se ha ido con su Puente Aéreo hasta Atocha y Sants para que quienes ahora viajan en tren entre ambas capitales descubran todas las ventajas y novedades que la aerolínea acaba de incorporar a sus vuelos entre ambas ciudades”, dice la compañía.

La aerolínea tiene en el AVE su gran rival en esta ruta. El tren le ha conseguido ganar la partida, y Renfe controla el 62% de los pasajeros que viajan entre Madrid y Barcelona. La compañía aérea reinventó el pasado julio el tradicional Puente Aéreo en alianza con Vueling (integrada también el holding IAG).

Iberia+Vueling

Iberia y Vueling comparten ahora el negocio y la operativa del Puente Aéreo, con lo que han elevado el número de frecuencias de este producto, hasta un total de 26 al día (las 16 que tenía Iberia más las 10 adicionales de Vueling)

El nuevo Puente Aéreo mantiene las características especiales del servicio, como permitir a los viajeros llegar al aeropuerto y subirse al avión directamente habiendo facturando tan sólo 15 minutos antes del despegue. Pero las compañías también dan la posibilidad de reservar vuelos concretos a través de la web o la aplicación de Iberia.

Conviven pues los billetes abiertos -un gran atractivo para el viajero de negocios- y los nuevos billetes con reserva. En paralelo, todos los viajeros, vuelen con Iberia o con Vueling, tendrán acceso a los espacios exclusivos en los dos aeropuertos ligados al Puente A (control de seguridad propio, salas VIP…) y los mismos servicios adicionales.

La apuesta de Iberia y Vueling es que con más oferta de vuelos (cada 15 minutos en hora punta y cada hora el resto del día) y con un servicio más flexible sea suficiente para arañar cuota de mercado al AVE, que desde que entró en servicio en la línea Madrid-Barcelona hace menos de una década ha conseguido pasar de prácticamente la nada a controlar más de un 60% del mercado.