Política

Abascal: "La aseguradora del golpe institucional que están dando se llama ETA"

Santiago Abascal, en el Congreso. EFE

Este martes, Pedro Sánchez será elegido presidente del Gobierno de España en un escenario extraordinario. Sobre todo porque es la primera vez en la historia de la democracia en que se dará luz verde a un Ejecutivo de coalición con, además, una mayoría muy ajustada -167 síes frente a 165 noes-, con el concurso de un gran número de fuerzas nacionalistas y regionalistas y, todo ello, enmarcado en un clima de hostilidades que ha alumbrado algunas de las mayores broncas que se recuerdan en la Cámara Baja durante este fin de semana.

Como se preveía, la tensión no ha decrecido en la decisiva jornada de hoy. El líder de Vox, Santiago Abascal -continuando con el tono duro utilizado en el discurso de Pablo Casado antes que él, anunciando una oposición dura al incipiente Gobierno y llamando a movilizaciones en la calle- ha cargado de nuevo contra Pedro Sánchez por haber hipotecado el futuro de España al «permiso de los golpistas». «Lo que muchos de sus votantes no sabían es que la aseguradora del golpe institucional que están dando se llama ETA», apuntaba Abascal, entre los aplausos de los suyos y de la bancada popular.

Santiago Abascal ha comenzado su intervención condenando el asesinato cometido ayer en Esplugues (Barcelona), en que un hombre asesinó a su mujer y a su hija de tan sólo tres años. Y lo ha hecho, como viene siendo habitual, para reivindicar una ley de violencia intrafamiliar para que «no haya víctimas de primera y de segunda». Acto seguido, derivaba su discurso en poner el foco en «los crímenes cometidos por extranjeros», enumerando uno a uno ejemplos de agresiones sexuales cometidos por inmigrantes. «Para otros las violaciones sólo tienen importancia cuando el agresor es hombre y español», zanjaba.

Ha tardado el líder de Vox en enfocar su breve comparecencia -limitada a unos cinco minutos- en el ataque a la votación de investidura que tendría lugar tan sólo minutos después. Y, cuando lo ha hecho, se ha reafirmado en las palabras pronunciadas tanto por él como por sus portavoces en los últimos días, acusando a Sánchez de «traidor» porque, a su juicio, el candidato socialista ha cometido «fraude electoral». Se refiere Abascal a las notables diferencias con lo prometido en campaña por el candidato socialista y que respaldaron los votantes del PSOE en lo referente a la crisis catalana y lo finalmente evidenciado.

El pacto de Sánchez con Podemos, Bildu, ERC, PNV y resto de fuerzas regionalistas se entiende, a ojos del líder conservador, como «un matrimonio entre la mentira y la traición» con un Gobierno «copresidido por comunistas con estrechos vínculos con dictadores» y advierte: «Esto sólo puede terminar en el blanqueamiento, la impunidad y en el referéndum».

Sánchez se ha «arrodillado ante diputados que no merecían haber sido acreditados en esta Cámara porque se han conjurado contra ella», apuntaba, recordando el polémico discurso que pronunció el domingo la portavoz de EH Bildu en la que cargó contra la «represión» del Estado y el carácter «autoritario» de la monarquía española como institución. La controversia derivó en una enorme bronca que acabó con Pablo Casado y Edmundo Bal solicitando la palabra para exigir a Sánchez que pidiese a sus «socios» abertzales una condena del terrorismo, así como una rectificación, peticiones obviadas tanto por el candidato socialista como por la presidenta del Congreso, Meritxell Batet.

El marco de trincheras en que se está desarrollando los plenos del debate de investidura en el contexto de los diputados da buena cuenta del tono que le depara a la incipiente legislatura. En este sentido, y desde que la realidad del pacto entre PSOE y Unidas Podemos fuese tangible, la campaña de Vox en contra del mismo no ha dado tregua. Este mismo martes difundían una etiqueta en redes sociales para responsabilizar a los «167 traidores» que pretenden votar a favor de la investidura para «vender y trocear España». Se trata de una respuesta al hashtag difundido por la bancada socialista, con el nombre «los 167 valientes».

Comentar ()